Hernández asegura que Santiago estará representanda por concejales del PP en la Ofrenda

Agustín Hernández_alcalde saliente de Santiago_balanzo once meses

El alcalde en funciones del Ayuntamiento de Santiago, Agustín Hernández, ha asegurado este jueves que la corporación compostelana participará el próximo domingo en la Ofrenda al Santísimo Sacramento que se celebra en Lugo con representación de, «por lo menos», los concejales del Partido Popular.

Así lo ha asegurado Hernández a preguntas de los medios tras hacer balance de sus 11 meses de gobierno y a raíz de la decisión anunciada por el futuro regidor compostelano, Martiño Noriega, de no acudir a este acto organizado por la Diócesis de Lugo, y en el que Santiago debía actuar como oferente, aludiendo al carácter «laico» del ayuntamiento.

«Considero que es un empobrecimiento de nuestro patrimonio cultural inmaterial», ha criticado Agustín Hernández en relación a la decisión de Noriega, al tiempo que ha asegurado que el «acto protocolario» de la Ofrenda, que realizan tradicionalmente las siete ciudades del antiguo Reino de Galicia, «está por encima de las creencias individuales».

PARA TODA LA CORPORACIÓN

No obstante, el regidor en funciones ha asegurado que la invitación para participar en este acto «va dirigida a toda la corporación», por lo que ha garantizado que ésta «estará representada por lo menos por el portavoz de la oposición», cargo que Hernández ocupará el domingo tras la toma de posesión del nuevo gobierno el sábado.

Además de garantizar su presencia personal, como edil, Agustín Hernández ha asegurado que «los concejales del PP» en Santiago «tienen previsto acudir al acto» también en representación de la ciudad.

POSTUREO POLÍTICO

En la misma línea, el alcalde en funciones ha instado al futuro regidor a «reflexionar» acerca del «porcentaje de votos que representa su formación» y de los deseos del conjunto de los ciudadanos de Santiago, «diferenciando sus creencias religiosas personales de la institución a la que representa».

Así, Agustín Hernández ha subrayado que esta decisión, así como otras que Noriega pueda tomar en relación a actos religiosos, «puede significar algo negativo para su ayuntamiento» y la ha atribuido a una «muestra de postureo político».

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar