Barquero asegura que Rueda pretende influir en la Justicia

El candidato del PSOE a la alcaldía de Ourense, José Ángel Vázquez Barquero, ha defendido que el nombramiento de Carmen Rodríguez Dacosta como directora general de personal «se hizo a partir de informes positivos» y ha acusado al secretario xeral del PPdeG, Alfonso Rueda, de «pretender influir» en las decisiones judiciales y de «subvertir» el Estado de Derecho al pedir coherencia al PSOE, después de que la Fiscalía de Ourense pidiese al juzgado que lo cite como imputado

Tras colocar un ramo de flores ante un busto del fundador del PSOE, Pablo Iglesias, en conmemoración del Primero de Mayo, el candidato y también teniente alcalde de Ourense José Ángel Vázquez Barquero, ha respondido a preguntas sobre la solicitud presentada por el fiscal jefe ante el juzgado de instrucción número 3 de Ourense.

En su escrito, el fiscal pide al juez que cite a Barquero, junto con el alcalde y toda la junta de Gobierno, como imputados en relación al nombramiento acordado en 2013, de Carmen Rodríguez Dacosta como directora general de Personal. El nombramiento fue anulado por una sentencia del TSXG conocida en marzo y llegó a la vía penal, por posible prevaricación, por una denuncia del sindicato USO.

Al respecto, en primer lugar, Barquero ha mostrado su «respeto absoluto» por el procedimiento iniciado por el fiscal y ha reiterado que el nombramiento de Rodríguez Dacosta en su momento «se hizo a partir de informes positivos de técnicos municipales» y que «cuando llegó la sentencia que lo anuló, se hizo».

Asimismo, ha recordado que la entonces directora general de Personal «cesó y volvió a su trabajo» en el sindicato UGT. Partiendo de esa sentencia del contencioso-administrativo, ha admitido que «pudo haber alguna deficiencia en el procedimiento» pero «otra cosa» es que se cometiese un delito penal.

«RUEDA ME DECLARA IMPUTADO»

Tras ello se ha referido a las declaraciones realizadas por Rueda el jueves en Vigo, al trascender el escrito del fiscal, en las que aseguró anticipar que el PSOE mantendrá en Ourense «la coherencia en no mantener el criterio», en lo relativo a posibles imputaciones en procesos judiciales, de socialistas. El secretario general del PPdeG criticó que el PSOE «donde dijo una cosa, después, cuando llega el momento de demostrarlo, resulta que nada de nada».

Según Rueda, en el PSOE «al final hay coherencia en no mantener el criterio, eso sí que es cierto, y supongo que ahora lo veremos otra vez».

Barquero ha respondido a esas palabras al afirmar que Rueda, al pedirle coherencia, ya le está «declarando imputado» y por eso le «acusa» de «politizar» el procedimiento judicial iniciado por el fiscal.

«Acuso al señor Rueda de pretender influir en las decisiones de los jueces y le acuso de subvertir el Estado de Derecho» y ha considerado sus palabras «especialmente graves» porque son del responsable de la campaña electoral del PP y del vicepresidente de la Xunta.

Barquero ha rechazado avanzar si dimitirá o no «pues no procede» en este momento ya que «no hay ninguna imputación».

«TODO QUEDARÁ EN NADA»

Por su parte, la exdirectora genral de Personal, Carmen Rodríguez Dacosta, ha respondido también a preguntas sobre el escrito de la Fiscalía, y ha augurado que «todo quedará en nada» como con otras imputaciones dentro del grupo de Gobierno, y ha recordado que «aún no hay ninguna imputación en este tema», relativo a su nombramiento para el cargo, que ya no ocupa desde la sentencia del TSXG.

Rodríguez Dacosta es la número dos de la candidatura socialista a la alcaldía de Ourense y ha afirmado que a su entender, este caso «no tiene que repercutir en la campaña electoral del PSOE» pues el tema judicial es sobre un nombramiento de un puesto de confianza «que un juzgado ya anuló y que debe quedar ahí».

En ese sentido, ha detallado que nadie «duda» de los nombramientos de 37 directores generales de la Xunta de Galicia, y de otros muchos del Ayuntamiento de A Coruña, ambos del PP. «Allí no hubo ningún tipo de procedimiento, fueron nombramientos directos, sin convocatoria pública y nadie duda de la legalidad de los nombramientos, yo tampoco», ha agregado.

«En Ourense se da la incongruencia de que se cuestiona una plaza de director general ocupada por convocatoria pública, por lo que no se puede barajar la prevaricación», y concretó que ese delito de prevaricación es «pasar del procedimiento de manera burda» y en su caso «hay más de un informe favorable, entre ellos el más contundente es el del secretario del pleno», ha añadido.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar