El Consello de Contas reitera que necesita más medios para prevenir la corrupción

Xesús Palmou_ppp
El conselleiro maior del Consello de Contas, Xesús Palmou, considera que sería «ideal» un aumento de medios para hacer frente a las futuras funciones de lucha contra la corrupción que le atribuirá la nueva ley, en trámite parlamentario.

En una entrevista en Cadena Ser, Palmou ha alertado de la posibilidad de que el Consello de Contas «pueda tener que dejar de realizar algunas funciones que venía haciendo» si se le encomiendan nuevas competencias y no se incrementan los recursos.

«Este año, además de los obligatorios, hicimos más de 30 informes de auditorías operativas y sectoriales», ha relatado Palmou, para luego subrayar que, si reciben más comptencias, «a lo mejor tenemos que hacer menos».

De hecho, ha asegurado que, en el órgano que preside, «no hay recursos ociosos», situación que, a su juicio, «todos los grupos parlamentarios saben».

Palmou cree que el Consello «debería continuar con la misma actividad que hasta ahora», al tiempo que admite la necesidad de «reestructurar» los medios.

«No hay que descartar que, para asumir nuevas competencias, hay que dotarlo de mayores medios si queremos que continúe haciendo las labores que venía haciendo», ha remarcado.

 

«CONTROL Y FISCALIZACIÓN DE LAS CUENTAS PÚBLICAS»

El conselleiro maior del Consello de Contas entiende que la función «fundamental» de este último «tiene que seguir siendo el control y fiscalización de las cuentas públicas».

Y es que sostiene que es en el ejercicio de esa función donde «tiene conocimiento de una serie de hechos y circunstancias» que le permiten «saber donde existen riesgos de corrupción» y «proponer medidas».

ACTUACIONES PARA «PREVENIR»

En la actualidad, Palmou ha explicado que el Consello de Contas fiscaliza «a posteriori»: «Cuando nos rinden cuentas», ha precisado. En cambio, con la actual proposición de ley, el órgano «tendría acceso a proyectos y podría pedir información previa para adoptar y proponer medidas de prevención, más que de lucha, contra la corrupción».

Actuar de forma previa, según ha relatado Palmou, permitiría dirigirse a la administración y proponer medidas para que, «de forma inmediata», se «elimine» un riesgo de «comportamientos irregulares o corruptos».

De igual modo, el texto también propone que sea el Consello de Contas el que se encargue de «supervisar» las declaraciones de bienes de los altos cargos: «Tendríamos conocimiento de esas declaraciones y de si la evolución que tienen en su patrimonio se corresponde con la que declaran», ha subrayado.

En esta línea, Palmou ha indicado que no echa «nada» de menos en la proposición, pero sí encuentra una cuestión que le «llamó la atención»: la posibilidad de que cualquier ciudadano pueda formular una denuncia ante el Consello de Contas. «Nos preocupa que pueda crear algún problema tener que analizar todas las denuncias», ha zanjado.

El también exsecretario xeral del PPdeG considera que «se estará dando un paso muy importante contra la corrupción» cuando la ley de financiación de partidos establezca mecanismos de «control» y de «transparencia».

DONACIONES

«Hace 10 años, los partidos no tenían que identificar las donaciones de menos de 10 millones de pesetas», ha remarcado Palmou, para luego resolver que «eso era un auténtico disparate». «Afortunadamente hoy no se da, pero creo que aún se puede avanzar», ha apostillado.

La proposición de ley pretende, según ha explicado Palmou, que el Consello «analice la contabilidad de los partidos y la finanaciación», algo atribuido en la actualidad al Tribunal de Cuentas, excepto en la fiscalización de las elecciones autonómicas.

«Si finalmente se nos atribuye esa competencia, lo que hará el Consello será analizar los contratos de todos los partidos y ver en qué medida hay transparencia», ha precisado, para luego destacar que lo «importante», a su juicio, es que «existan los mecanismos internos para evitar, desde el propio partido, que haya distracción de dinero». «Y esas supuestas cajas B que en algún momento pudieron existir», ha apostillado.

En este sentido, Palmou ha señalado que sería él el «responsable» de esta «sección de prevención de la corrupción» integrada en el Consello.

RATO

«Para mi es triste y decepcionante todo esto», ha confesado el exsecretario xeral del PPdeG en referencia al exvicepresidente económico del Gobierno durante los mandatos de José María Aznar, Rodrigo Rato, a quien conoció «personalmente».

Rato fue detenido este jueves durante el tiempo que duraron los registros en su vivienda y en su despacho y estuvo presente en los mismos. Esta medida se produjo tras una denuncia presentada este jueves por la Fiscalía de Madrid en los juzgados de Instrucción de Madrid contra él y otras personas por supuestos delitos de fraude, alzamiento de bienes y blanqueo de capitales.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar