En libertad dos de los cuatro detenidos en la cofradía de Cabo de Cruz

Cofradía de Pescadores de Vila de Cruces

 

   Dos de los cuatro detenidos en la operación que desplegó la Guardia Civil este martes en la Cofradía de Pescadores de Cabo de Cruz, en Boiro (A Coruña), han sido ya puestos en libertad, según informan fuentes del Tribunal Superior de Xustiza de Galicia (TSXG).

La cuarta persona implicada en el operativo relacionado con la gestión de la anterior directiva del pósito es un trabajador de una gestoría que durante los años cambió varias veces de nombre pero que tuvo una relación habitual con la entidad, a la que asesoraba y llevaba la contabilidad.

La actual patrona mayor de la cofradía, Raquel Soto, ha señalado, en declaraciones a Europa Press, que este miércoles el trabajo de los profesionales ha vuelto a la normalidad, después de los registros efectuados por la Benemérita, en los que ella estuvo presente y por los que los agentes se incautaron de numerosa documentación de la cofradía.

El Juzgado mixto número 2 de Ribeira es el que instruye esta causa, por la que, en total, en la jornada de este martes se realizaron cinco registros y se procedió a realizar cuatro detenciones.

PASE A DISPOSICIÓN JUDICIAL

Los otros detenidos son el expatrón mayor, Carmelo Vidal; la exvicepatrona mayor y expresidenta de la agrupación de mariscadoras, Ermitas P. y la secretaria del pósito.

Permanece el secreto de sumario sobre las diligencias, pero las fuentes del TSXG confirman que el pase a disposición judicial de las dos personas que siguen detenidas todavía no se producirá este miércoles.

DENUNCIA DE LA FISCALÍA

Carmelo Vidal y Ermitas P. decidieron no presentarse a las últimas elecciones a las cofradías, celebradas al inicio del verano pasado, después de una larga trayectoria que lo tuvo a él al frente de la entidad durante 23 años.

En 2013, la Fiscalía denunció por malversación a directivos del pósito de Cabo de Cruz después de que mariscadores críticos con su gestión le enviasen escritos en los que denunciaban supuestas irregularidades económicas.

 

LA OPERACIÓN POLICIAL

El expatrón mayor de la Cofradía de Pescadores de Cabo de Cruz, Carmelo Vidal; la exvicepatrona mayor y expresidenta de la agrupación de mariscadoras a pie, Ermitas Pérez; y la secretaria del pósito fueron detenidos el martes en un amplio operativo desplegado por la Guardia Civil en la localidad coruñesa de Boiro.

El despliegue de la Guardia Civil se produjo sobre las 10,00 horas en las dependencias del pósito y también afectó a la lonja hasta aproximadamente las 14,00 horas, según ha informado la actual presidenta de la agrupación de mariscadoras a pie, Charo Vázquez.

Por su parte, fuentes de la Benemérita han indicado que la operación en el marco de la cual se ha procedido a las tres detenciones sigue abierta y que se ha decretado el secreto de sumario.

Carmelo Vidal y Ermitas Pérez decidieron no presentarse a las últimas elecciones a las cofradías, celebradas al inicio del verano pasado, después de una larga trayectoria que lo tuvo a él al frente de la entidad durante 23 años.

En 2013, la Fiscalía denunció por malversación a directivos del pósito de Cabo de Cruz después de que mariscadores críticos con su gestión le enviasen escritos en los que denunciaban supuestas irregularidades económicas cometidas por Vidal y Pérez.

Al respecto, la actual representante de las mariscadoras, que ha visto este martes cómo la secretaria de la cofradía salía de las instalaciones acompañada por agentes –algo por lo que se ha confesado sorprendida, ya que «sobre ella no se sospechaba»–, ha apuntado a la posible «malversación de fondos» y a las distintas denuncias que un grupo de mariscadoras interpusieron en su día. Entre otras cuestiones, atribuían «coacciones» a estos dos gestores.

 

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar