El nuevo presidente de los empresarios de Pontevedra rechaza dimitir

Jorge Cebreiros_confederación de empresarios de Pontevedra

El presidente electo de la Confederación de Empresarios de Pontevedra (CEP), Jorge Cebreiros, ha descartado presentar su dimisión, y ha defendido la legalidad del proceso de elección de la nueva directiva, al tiempo que ha atribuido las críticas de algunas asociaciones empresariales a «motivos personales».

En una rueda de prensa, Cebreiros ha recordado que las elecciones del pasado 26 de febrero (en las que resultó elegido presidente por tres votos de diferencia sobre su opositor, Luis Novoa) fueron supervisadas por la mesa electoral, y por un notario, y que «no hubo impugnación, ni se recogió nada en las actas».

A ese respecto, ha indicado que «el proceso está cerrado a todos los efectos» y que es «imposible» que se abran los sobres con la documentación de la votación (acreditaciones, votos delegados, etc.) para hacer comprobaciones, ya que se incurriría en «responsabilidades penales». No obstante, ha admitido que esos sobres serían entregados a la autoridad judicial, en caso de que los empresarios ‘críticos’ recurriesen a los tribunales, y así se les exigiera.

«Me siento totalmente respaldado, he ganado en un proceso democrático», ha proclamado el nuevo presidente de la CEP, y ha lamentado que la fractura abierta por un grupo de 8 asociaciones ( de las 103 integradas en la CEP), que le han pedido que dimita y convoque elecciones de nuevo aduciendo supuestas irregularidades en los votos delegados, impide a la Confederación «trabajar en lo que realmente importa a los empresarios».

«A mí no me llegó ninguna carta pidiéndome mi dimisión, y si me llegase no le haría caso», ha insistido Jorge Cebreiros, quien ha atribuido el desmarque de las asociaciones críticas a «motivos personales». Asimismo, ha insistido en que su elección «fue resultado de las urnas, aunque a alguno no le haya gustado».
PRESIONES POLÍTICAS

Sobre las acusaciones de que se produjeron injerencias políticas (por parte del PP y de la Xunta) en el proceso para inclinar la balanza en favor de la candidatura de Cebreiros, éste ha precisado que desconoce esas presiones. «Yo no las sentí ni las ejercí», ha matizado, y ha aclarado que él no es afiliado a ningún partido ni piensa tener carné de ninguna formación política.

Del mismo modo, ha recordado que tampoco el presidente de la Confederación de Empresarios de Galicia (CEG), José Manuel Fernández Alvariño, dijo en ningún momento que él fuera su candidato. «Yo le pedí neutralidad», ha recordad, y ha apuntado que Alvariño acudió a la sede de la CEP el día de las elecciones a felicitar al presidente electo, y que lo haría «hubiera sido quien hubiera sido» el ganador.

Por otra parte, con respecto a la vicepresidencia de Industria, cargo que quedó vacante después de José García Costas fuese declarado «inelegible» (tras ser expulsado de la vocalía que ostentaba en Asime, asociación que apoyaba a Novoa), Jorge Cebreiros ha explicado que, «en breves fechas», se convocará al Comité Directivo para decidir cómo será el proceso para cubrir esa vicepresidencia, y otras cuestiones, como el nombramiento de los vicepresidentes de libre designación.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar