Investigan las causas del incendio de una gasolinera en Pontevedra

image

Las aproximadamente 60 personas de la parroquia de Os Praceres que fueron desalojadas en la tarde del miércoles debido a un incendio registrado en una gasolinera en Pontevedra han podido regresar a sus viviendas tras quedar normalizada la situación después de ser sofocado el fuego, cuyas causas se investigan.

Sobre las 19,45 horas del miércoles se activaron las alarmas de los servicios de emergencia de Pontevedra y Marín a raíz de un incendio en la gasolinera ubicada en el área de servicio Os Praceres, en la carretera vieja que comunica Pontevedra y Marín, justo detrás de la Estación Depuradora de Aguas Residuales (EDAR) y de los terrenos del complejo industrial de ENCE y Elnosa.

El peligro se consideró superado sobre las 23,00 horas del miércoles, después de tener que pedir a los vecinos de un radio de 400 metros que salieran de sus casas y de más de tres horas de tareas de extinción. Durante la madrugada los servicios de emergencia permanecieron en la zona para garantizar la seguridad.

Ahora se investiga las causas de este incendio, cuyo origen se localiza dentro del recinto de la estación de servicio. Según han explicado los Bomberos de Pontevedra, las llamas afectaron al generador de corriente de un depósito de gasoil y, posteriormente, se extendieron a cinco coches y un camión cisterna. Al arder estos vehículos provocaron grandes explosiones, según las mismas fuentes.

SIN VÍCTIMAS

Debido a este incendio se han registrado daños materiales importantes pero no hubo víctimas personales, según han destacado fuentes del operativo de emergencias.

La carretera vieja a Marín, la PO-546, fue cortada como medida de precaución entre el momento del incendio y las 23,00 horas. Inicialmente se estableció un perímetro de seguridad de unos 200 metros -que se fue ampliando gradualmente- que llevó a las fuerzas de seguridad a pedir a los vecinos de las casas más próximas a la gasolinera a que saliesen de sus viviendas, a las que pudieron volver a partir de las 23,30 horas.

El incendio se consideró controlado pasadas las 22,00 horas. Al lugar de los hechos se han desplazado, entre otros, policías locales de Marín y Pontevedra, varias unidades de los Bomberos de Pontevedra y O Morrazo, la Guardia Civil de Tráfico, agentes de la Policía Nacional y voluntarios de las agrupaciones de Protección Civil de Pontevedra y Marín. Además, se movilizaron varias ambulancias del 061 por si fuese necesaria su participación en el operativo.

DESALOJO DE TRES VIVIENDAS

El incendio en la gasolinera obligó a desalojar, en concreto, tres viviendas que se encontraban dentro de un radio de 400 metros, dos de un lado de la gasolinera que siguieron las indicaciones de la Policía Local de Pontevedra y una del otro a la que asistió la Policía Nacional. En total, se vieron afectadas dos personas en una casa, tres en otra y ocho en la última.

El 112 Galicia ha indicado que finalmente, a causa del humo, tuvieron que ser desalojadas unas 60 personas por agentes de la Guardia Civil, Protección Civil y Policía Local. Además, ha indicado que una persona fue atendida in situ debido a una crisis nerviosa pero nadie resultó herido.

El Ayuntamiento de Pontevedra puso a disposición de las personas afectadas la posibilidad de desplazarlas a otro lugar o alojarlas en un hotel, pero ninguna quiso aceptar el ofrecimiento y se quedaron en las cercanías hasta que a las 23,30 horas pudieron volver a casa, según informó la concejala de Seguridad Ciudadana, Carme da Silva, que se desplazó hasta la zona acompañada del alcalde de Pontevedra, Miguel Anxo Fernández Lores, y del concejal Demetrio Gómez Junquera.

El Consistorio se había puesto, además, en contacto con la Brilat y con un albergue privado, por si hacía falta acoger a las personas que se hubiesen quedado fuera de su domicilio por culpa del incendio, pero finalmente no fue necesario.

Uno de los vecinos de os Praceres, Juan Carlos Meijón, ha recordado que él presentó una denuncia por supuestas irregularidades en la gasolinera en el mes de septiembre de 2014.

La queja fue tramitada ante el Ayuntamiento de Pontevedra por los ruidos y los humos provocados por los generadores de la gasolinera que estaban en funcionamiento las 24 horas y cuya ubicación entendían que era «insegura y deficiente».

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar