La secetaria de Estado afirma que la venta de NCG Banco fue «la mejor posible»

La secretaria de Estado de Presupuestos, Marta Fernández Currás, ha afirmado que se alegra de los beneficios obtenidos por Abanca en el primer año de su nueva etapa, tras la adquisición por el grupo venezolano Banesco de NCG Banco –resultado de la fusión y bancarización de las cajas de ahorro gallegas–.

Preguntada al respecto por los participantes en los desayunos informativos del Fórum Europa, este lunes en Santiago, quien fuera conselleira de Facenda de la Xunta de Galicia durante el proceso por el que Caixa Galicia y Caixanova se fusionaron ha saludado las ganancias logradas por la nueva dirección.

Según anunció el pasado jueves, en 2014, Abanca ganó más de 1.100 millones de euros –más de lo que debe desembolsar por la compra de NCG–, en parte gracias a la aplicación de un 25% de los créditos fiscales de los que dispone –activos diferidos que se computan en el resultado de la entidad después de impuestos–.

«Me alegro, por supuesto que me alegro», ha señalado la responsable de Presupuestos, antes de advertir de que «la alternativa» a la venta de NCG Banco habría sido «terrible», puesto que, de «no haber saneado» el sistema financiero, las consecuencias habrían sido «imprevisibles».
«SISTEMA FINANCIERO GALLEGO»

Así, a la cuestión concreta de si considera que fue una buena venta, ha respondido que «fue la mejor», en una subasta pública, como ha recordado, en la que la oferta de Banesco, por 1.003 millones de euros, dobló a la siguiente.

En este sentido, ha asegurado que saluda los beneficios y contar con «un sistema financiero gallego que vela por los intereses de esta tierra».

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar