Beiras apoya, junto a Podemos, al partido griego Syriza, favorito en las elecciones generales

Beiras_Ada Colau_en favor de Syriza
La portavoz de Guanyem Barcelona, Ada Colau; la eurodiputada de Podemos Teresa Rodríguez, el diputado de la CUP David Fernández o el líder de Alternativa Galega de Esquerda (AGE), Xosé Manuel Beiras, son algunos de los firmantes del manifiesto ‘Con el pueblo griego, por el cambio en Europa’ que anima a los españoles a «solidarizarse» con la «voluntad de cambio» de los griegos y con la formación Syriza.

«Su victoria será la nuestra, pero su derrota también», advierte el manifiesto publicado este miércoles, que parte de la iniciativa del profesor de Ciencias Políticas de la UNED e impulsor de Izquierda Anticapitalista, Jaime Pastor.

Además de Colau, Rodríguez, Fernández y Beiras, entre los primeros firmantes del manifiesto figuran asimismo el portavoz del SAT, Diego Cañamero; la también eurodiputada de Podemos Lola Sánchez y el portavoz de esta formación Miguel Urbán; los actores Juan Diego Botto y Alberto San Juan; los economistas Vicent Navarro y Arcadi Oliveres; o la monja Teresa Forcades.

Todos ellos hacen con este texto «un llamamiento a toda la ciudadanía a solidarizarse con el pueblo griego, a no permitir que la democracia sea derrotada por los mercados y a impulsar acciones que no dejen solos a los griegos y griegas en su camino para conquistar su soberanía y sus derechos».

Asimismo, destacan que «el ascenso electoral de Syriza es la muestra de que una amplia mayoría social está diciendo ‘¡basta!’ a la corrupción y el saqueo al que han sido sometidos durante estos años». «Una fuerza política que ha estado en contacto con las luchas que se han dado en las calles y que está dispuesta a llevar el cambio político a las instituciones», apostillan.

«HAY ALTERNATIVA»

Este cambio «sólo será posible –apuntan– si el pueblo griego se mantiene movilizado en las calles, se organiza en todos los rincones de la sociedad y cuenta con la solidaridad internacional de la ciudadanía europea». «Porque claro que hay alternativa a sus políticas. La situación del pueblo griego no es producto de leyes inmutables sino de decisiones e intereses concretos», lamentan.

Así, defienden que «las próximas elecciones griegas pueden significar un punto de inflexión en el panorama europeo», pues, a su juicio, «el pueblo griego no se ha resignado a ser cobaya de la Troika». «Manifestaciones, huelgas, cooperativas laborales y solidaridad han sido la respuesta a la dictadura del capital financiero y de los mercados. Ahora existe la oportunidad única de echar a los responsables políticos del saqueo», aseveran.

«Estamos convencidos de que el pueblo griego echará a través de las urnas a los ladrones. En ese caso, las dificultades y los chantajes serán enormes y nuestra obligación como ciudadanos europeos es y será solidarizarnos con la democracia y la voluntad de cambio del pueblo griego», señalan, para advertir, en este sentido, que «su victoria será la nuestra, pero su derrota también».

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar