Una discusión familiar acabó en los dos homicidios

El motivo de los dos homicidios cometidos este pasado miércoles en Abadiño (Vizcaya) por un hombre, de origen gallego, contra su esposa y su suegra sería, supuestamente, una discusión familiar por motivos económicos, según han confirmado fuentes del Departamento vasco de Seguridad.

Esta hipótesis cobra fuerza para la Ertzaintza, mientras el acusado del doble crimen pasará a disposición judicial a lo largo de este viernes bajo la acusación de homicidio.

Por el momento, el detenido, el ourensano Benito Quintairos, permanece en dependencias de la Ertzaintza en Durango, a las que fue conducido, poco antes de las ocho de la tarde del miércoles, para prestar declaración.

Los indicios recogidos en la carpintería, así como otros datos de la investigación recopilados por la Policía vasca, avalaron la detención de Quintairos bajo la acusación de homicidio.

Otras fuentes de la investigación aseguran que el arrestado confesó, durante su declaración, la autoría de ambos crímenes. Está también previsto que, a lo largo de la mañana, se conozca el resultado de la autopsia practicada a la esposa del supuesto homicida, Mari Luz Alejo, y a su suegra, Amelia Rodríguez.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar