Prisión para el presidente de la Diputación de León y el alcalde de Valdemoro

El juez Eloy Velasco decretó ayer prisión sin fianza para el presidente de la Diputación de León, Marcos Martínez, y para el alcalde de Valdemoro, José Carlos Boza, (ambos del PP). También dictó prisión sin fianza para uno de los supuestos cabecillas de la trama corrupta destapada en la operación Púnica Alejandro De Pedro, ‘conseguidor’ de contratos públicos para dicha red; para la secretaria de David Marjaliza, Ana María Ramírez, y para un empleado de la empresa Cofely, Pedro García Pérez. Asimismo acordó prisión eludible bajo fianza de 300.000 euros para el empresario José Luis Huerta y dejó en libertad a los alcaldes de Torrejón de Velasco, Gonzalo Cubas (PP), y de Parla, José María Fraile (PSOE) tras pagar fianzas de 60.000 euros.

En su auto, el juez indica que Alejandro De Pedro y David Marjaliza, los dos ‘conseguidores’ de la trama hicieron de esta actividad “un auténtico modus vivendi” y considera que existe una alta probabilidad de reincidencia en vista de “las redes clientelares” descubiertas en la investigación. Según el magistrado, el presidente de la Diputación de León, Marcos Martínez, puso en marcha procedimientos de contratación vinculados a la estación de esquí de San Isidro en los que sólo participaban empresas de Alejandro De Pedro, “a cambio de que este hiciera uso de su red de influencias entre altos cargos del PP para continuar como presidente de la Diputación”. Además, Martínez “tendría participación en alguna de las empresas que resultaron adjudicatarias de los concursos”, incurriendo presuntamente en los delitos de negociaciones prohibidas a funcionarios, prevaricación, revelación de secretos, tráfico de influencias, cohecho y fraude. El PP de Castilla y León ha abierto expediente disciplinario para expulsar a Martínez del partido en caso de que él no presente la renuncia voluntaria.

En cuanto al alcalde de Valdemoro, José Carlos Boza, señala que ha favorecido “de manera continuada” a empresas vinculadas a David Marjaliza y otros empresarios en materia de contratación pública y promoción urbanística, mediante adjudicaciones irregulares, revelación de información y “otras conductas que han subordinado el interés público y la objetividad e imparcialidad de la administración a los intereses particulares de ciertos empresarios”.

Para otros ocho detenidos Velasco ha dictado prisión eludible bajo fianzas que van de 25.000 a 100.000 euros, entre ellos el jefe de gabinete del alcalde de Valdemoro, Alfredo Ovejero; el concejal de Hacienda del municipio, José Javier Hernández; el arquitecto municipal José Luis Navarro; el empresario Eduardo de la Peña; el administrador de una empresa de Marjaliza, Antonio Serrano y tres empleados de Cofely. El exalcalde de Cartagena José Antonio Alonso ha quedado en libertad con cargos.

Por su parte, el PSM decidió ayer expulsar a José María Fraile del partido por “traición” a los ciudadanos y a la propia formación.

DENEGADA LA LIBERTAD DE GRANADOS

Por otro lado, el exconsejero madrileño y exsecretario general del PP de Madrid Francisco Granados y su socio David Marjaliza declararán hoy ante el juez. Ambos fueron trasladados desde las dependencias policiales donde permanecen detenidos ante sendos jueces de guardia después de que el juez Velasco transformara las diligencias policiales en judiciales y prorrogara 72 horas más su detención. Anoche ambos presentaron un habeas corpus para que se les ponga en libertad, alegando que tras 72 horas su detención es ilegal. El juzgado de instrucción número 2 de Majadahonda rechazó la excarcelación de Granados.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar