Ourense: Juicio contra un empleado de banca por apropiarse de 347 mil euros

Audiencia provincial Ourense_xulgados

El fiscal de Ourense pide 5 años de prisión para un directivo del Banco Santander Hispano en la sucursal de Allariz, al que acusa de apropiarse de 347.000 euros de varios clientes en operaciones realizadas entre 1999 y 2002.

El juicio del que fue subdirector de la sucursal bancaria de Allariz, Manuel R.V. de 59 años, se celebrará en la Audiencia Provincial de Ourense hoy y nañana, tras sufrir un aplazamiento desde finales de octubre y contará con una veintena de testimonios de clientes, trabajadores de la entidad, esposa y suegra del acusado, y la declaración de tres peritos entre economistas y caligráficos.

El escrito de la acusación pública, a la que tuvo acceso Europa Press, considera al acusado autor de un delito continuado de falsedad en documento mercantil “en concurso con delito continuado de apropiación indebida”, y contempla la circunstancia atenuante de “dilaciones indebidas”, por lo que pide 5 años de prisión, multa de 6.600 euros, inhabilitación especial y obligación de indemnizar al banco con el dinero apropiado y otros 25.000 euros de intereses.

PARA SU MUJER Y SU SUEGRA

El fiscal acusa al exdirectivo en Allariz de hacerse con 347.015 euros de cinco clientes de la entidad, que los ingresaron en cuentas a plazo fijo, para obtener un “injusto beneficio” pues lo añadió a su patrimonio sin autorización de los clientes ni conocimiento de la entidad bancaria, y siguiendo pautas diferentes, en los años 1992, 1998 y 2002.

Según el escrito, el banco abonó a tres de los clientes el dinero que el acusado se apropió y un total de 24.000 euros de intereses. Los otros dos son un cliente que entregó en enero de 2002, al acusado, 42,070 euros en depósito “que no contabilizó e ingresó en su patrimonio” y otro que abrió una cuenta a plazo fijo con 51.680 euros de los que el acusado retiró 45.670 euros en noviembre de 2002.

El banco en el que trabajó el acusado durante 23 años, le acusa de “simular, efectuar anotaciones y movimientos” en cuentas y fondos de clientes del banco “de forma irregular, sin autorización de sus titulares ni de la entidad bancaria”. El exdirectivo, según la acusación particular, lo hizo con el fin de apropiarse de diferentes cantidades de dinero, en su beneficio “bien directamente o ingresándolo en cuentas de su esposa y la madre de ésta”, según el escrito de acusación al que accedió Europa Press.

RECONOCIÓ PERO MINIMIZÓ

Según la entidad bancaria, el acusado “reconoció sus actos” ante la inspección de la empresa “pero minimizando los importes ya descubiertos y que alcanzan la suma de 875.533 euros, que fueron reembolsado en su día por el banco a los clientes defraudados y perjudicados”, dice el escrito de acusación.

Acusa a su extrabajador de delito continuado de apropiación indebida en concurso con un delito de falsedad, por lo que pide una condena de 6 años de prisión, multa y pago de todas las costas procesales, además de la obligación de restituir al banco, como responsabilidad civil, la cantidad de 875.533 euros más los intereses, desde la fecha en que fueron abonados a los perjudicados.

Por su parte la defensa, según su escrito de calificación provisional al que accedió Europa Press, “disiente totalmente” del relato de hechos del fiscal pues “se omiten facetas de vital importancia” que llevarían a “resolver el caso en la jurisdicción civil”.

El letrado del acusado mantendrá que no existe delito “y por tanto no procede hablar de autoría”, según el escrito, y reclama la absolución del exdirectivo.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar