Méndez Romeu acusa de ocultar las «peores tasas de empleo»

Méndez Romeu_Parlamento_Debate Estado Autonomía_2014

El portavoz parlamentario del PSdeG, José Luis Méndez Romeu, ha acusado este martes al presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, de practicar la «tortura estadística» para ocultar que tiene «peores tasas de empleo y de actividad» que la media de España. «Lleva cinco años y anota 121.600 desempleados más que en 2009, de ellos, 20.300 en la actual legislatura», ha recalcado.

En la misma línea, en su intervención durante el debate de política general, ha señalado que Galicia cuenta con 177.000 ocupados menos desde que Feijóo se instaló en Monte Pío y ha abundado en que no sólo «trabajan menos personas», sino que perciben «salarios menores» mientras sufren «una precarización escandalosa».

Además, su lectura de los índices de paro registrado y de afiliación a la Seguridad Social lleva al socialista coruñés a concluir que «el plus de resistencia» logrado en el pasado «es hoy un plus de debilidad». «Con usted, mes a mes, nos estamos distanciando de España», ha enfatizado.

En este escenario, ha pedido utilizar los nuevos recursos comunitarios y recuperar los fondos propios hasta sumar 400 millones de euros para dedicar a un plan de empleo que cree 50.000 puestos de trabajo en «dos años». Esta iniciativa, a su juicio, debería centrarse en parados de larga duración, jóvenes y mujeres y promover el retorno de quienes tuvieron que emigrar.

Se trata de una vía para combatir los «principales problemas» de Galicia para los socialistas, que son el paro, la pobreza y la desigualdad, que «aumentan día a día» hasta afectar a «la inmensa mayoría» de los ciudadanos gallegos. «Pero no son las prioridades de la Xunta», ha reprobado Méndez Romeu.
«¿QUIERE SER MINISTRO?»

 

Dicho esto, ha recriminado a Feijóo que afronte los problemas de Galicia desde la óptica de sus «intereses partidarios» en lugar de «los que está obligado a defender». Así es que –ha dicho– asumió que se aplace la revisión del sistema de financiación autonómica y que parte del flotel se vaya a la Bahía de Cádiz.

«¿Quiere ser ministro?», le ha preguntado directamente el portavoz de los socialistas en el Pazo do Hórreo, desde el convencimiento de que, de no ser así, «no se explica» su actitud.
SIN RECUPERACIÓN ECONÓMICA

 

Tras dejar claro que su partido no cree que estemos al inicio de la recuperación, ha denunciado que la deuda gallega está «multiplicada»; el consumo, «multiplicado»; y el desempleo de largo plazo, «consolidado».

Además, ha proseguido, se redujo la inversión en sanidad, educación, formación laboral e investigación, aspectos «fundamentales» para el crecimiento de la economía a largo plazo y que «no se recuperan fácilmente» tras interrumpir su aportación.

En paralelo, Méndez Romeu ha indicado que, en el último año, los 7.000 gallegos más ricos incrementaron su patrimonio en 4.800 millones de euros. «Es un ultraje para los 280.000 parados, los 7.000 perceptores de la Risga que viven con 400 euros y los trabajadores que viven con el salario mínimo, o menos», ha lamentado.

Así es que, como ha asegurado, los socialistas sólo darán cuenta de la recuperación económica cuando «se recuperen los derechos sociales y los servicios públicos vuelvan a la normalidad» o cuando «los que tuvieron que marchar puedan retornar y entrar en el paro no signifique una condena».
SECTORES ECONÓMICOS

 

A renglón seguido, frente a las promesas del presidente en el ámbito industrial, Méndez ha puesto el foco en la pérdida de 60.000 empleos industriales y en la bajada de la partida de investigación «a niveles de Turquía y Ucrania».

De igual modo, ha referido que el sector eólico ha sido «liquidado» mientras el sector naval «rebosa promesas incumplidas». «Prometieron 38 barcos y habrá un trozo de flotel en Ferrol», ha evidenciado, crítico con que el dique flotante sea ahora «prescindible».

Al hilo de ello, ha juzgado que las gestiones de Feijóo con Navantia resumen las «dos características» principales de su presidencia: «escasa influencia en Madrid y falta de credibilidad de sus promesas».

En cuanto a los sectores primarios, ha señalado que el lácteo acumula «los mismos problemas estructurales que hace cinco años», los viticultores «entregan la uva sin precio y sin garantía de cobro» y que la única política forestal consiste en producir pasta de papel.

Por su parte, la pesca ha perdido desde 2009 un total de 4.400 trabajadores y los barcos gallegos –ha continuado– están quedando «excluidos» de los acuerdos con terceros países, mientras la acuicultura no ha tenido «ni un metro cuadrado de actuación».
ÁMBITO SOCIAL

 

En materia social, Méndez Romeu ha juzgado que la Xunta es «insensible» a los desahucios y que la sanidad está convirtiéndose en «un bien de consumo», dada la «presión progresiva de los intereses mercantiles».

Entre críticas a la privatización y al «deterioro» de los servicios, y sin querer mencionar «el nepotismo de la conselleira», el socialista ha criticado la vuelta del «rostro más desagradable del caciquismo paternalista» con un niño ourensano que será tratado por petición de la Reina Letizia.

Centrado en la educación, ha lamentado la «falta de igualdad de oportunidades» que impone el nuevo sistema y ha calculado que la financiación universitaria retrocedió «nueve años». La cultura, por su banda, se ha convertido en «un departamento decorativo» a juicio del diputado.

Ante la vuelta de la «pobreza», los socialistas han reclamado que se cumpla la Ley de inclusión social y se movilicen 180 millones de euros para otorgar una renta a las familias que hoy sobreviven sin ningún ingreso gracias al «esfuerzo benemérito» de organizaciones «religiosas y laicas».

En cuanto a los servicios sociales, además de las críticas a su «precarización» y a la imposición de «tasas y copagos», ha pedido a Feijóo una vez más que detalle «dónde están las miles de plazas» en residencias y centros de día que ha vuelto a contar. Sobre todo, a la vista de que 17.000 dependientes con el derecho reconocido todavía no reciben atención.
LUCHA CONTRA LA CORRUPCIÓN

A modo de réplica al anuncio del mandatario autonómico sobre la lucha contra la corrupción, el coruñés ha advertido de que «no será creíble» hasta que «no aborde con firmeza» supuestas conductas ilícitas dentro de su partido.

En la misma línea, ha abundado en que, para avanzar en regeneración democrática, no podrá reformar las normas electorales «en beneficio propio». «Y es una burla que quiera ahorrar en democracia para incrementar sus asesores, que ya cuestan un 150 por ciento más que los diputados», ha sentenciado.
ACUERDOS

 

Finalmente, Méndez Romeu ha ofrecido «diálogo» al presidente sobre el desempleo, la pobreza y la desigualdad, toda vez que «los resultados hasta hoy son negativos» y no cabe «la resignación».

Ello, pese a que, como ha dicho, sus compromisos de anteriores debates sobre el estado de la autonomía han sido «incumplidos». «¿De qué sirve pactar con usted?», le ha espetado.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar