Galicia sale al paso del boicot francés al mejillón gallego

Batea Galicia_2

 

La conselleira de Medio Rural e do Mar, Rosa Quintana ha lanzando un mensaje de “tranquilidad” a la sociedad gallega y ha garantizado que todo el mejillón que se consume “por los cauces legales” y sale de las bateas gallegas no supone ningún “problema” para el consumidor.

Así se ha pronunciado tras la alerta sanitaria decretada por Francia esta semana sobre una posibilidad de que mejillones gallegos estuvieran implicados en un caso de toxicidad detectado en el país. Una posibilidad que Quintana rechaza, al menos con el producto que sale de las bateas gallegas, y ha defendido los procedimientos efectuados por el Intecmar para analizar “diariamente” todos los polígonos.

En este sentido, ha recordado que “no es la primera vez” que un país de la UE decreta una alerta sobre “una posible toxicidad” con mejillones procedentes de España y Galicia y que “en ningún caso se pudo acreditar” o vincular el origen de dicha toxicidad con el producto gallego, para después criticar que “lo más fácil” es achacar la culpabilidad a la comunidad autónoma.

Quintana ha defendido que el sistema de control en Galicia “funciona perfectamente” y ha garantizado la “seguridad” en los procedimientos de seguridad realizados en la Comunidad Autónoma, insistiendo en que en el momento en que se aportó el origen de los mejillones comenzaron “inmediatamente” los trabajos de análisis de trazabilidad para realizar el informe correspondiente, que se remitió a Sanidad y la Agencia Española de Seguridad y Consumo.

La Xunta ha descartado, además, la posibilidad de que parte del producto escape del sistema de control y ha reiterado que la web del Intecmar se actualiza “de manera continua” con los resultados analíticos de los polígonos.

Sobre todo ha lamentado que se convierta en algo “frecuente” echar la culpa al mejillón procedente de Galicia ante cualquier problema sanitario en otros países, y ha defendido que “nunca se pudo vincular” el origen de dicha toxicidad con el producto gallego.

DESCENSO SIGNIFICATIVO

Por otro lado, Quintana ha destacado el “descenso significativo” de las células de las especies fitoplanctónicas que producen la toxicidad en el mar, y ha insistido en que continúan analizando las aguas “todos los días” para poder analizar la situación y poder ir abriendo polígonos en cuanto se pueda.

Actualmente, están cerradas el 40 por ciento de las zonas marisqueras y el 88 por ciento de los polígonos de mejillón, aunque ha reiterado que “todos los datos de los muestreos acreditan ese descenso significativo” de las especies fitoplanctónicas.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar