El PSdeG quiere esclarecer el inflado de militantes en Santiago

La dirección del PSdeG ha decidido abrir «un proceso de información reservada» con el objetivo de «esclarecer» el inflado del censo de militantes en la agrupación de Santiago y la difusión de datos de carácter personal de los afiliados, como sus direcciones.

El resultado de esta investigación, de la que se encargará el secretario de Administración y Acción Electoral del PSdeG, Luis Ángel Lago Lage, se trasladará a Ferraz a final de esta misma semana, tal y como ha anunciado la responsable de Organización del partido a nivel autonómico, Pilar Cancela, en rueda de prensa.

Así, pese a que la ejecutiva gallega «no tiene competencias» en lo relativo a los censos –en primera instancia dependen de cada agrupación y es Ferraz la que valida definitivamente los datos–, el exsenador lucense deberá recabar información de las diferentes instancias del partido para que desde Madrid se puedan tomar «decisiones».

«Del resultado de la investigación, en función de las conclusiones, se tomarán las decisiones correspondientes. Incluso, si procediera, en el ámbito penal», ha remarcado Cancela, consciente de que puede haber una «vulneración» de la Ley de Protección de Datos.

«LLAMA PODEROSAMENTE LA ATENCIÓN»

Sin querer «prejuzgar» el resultado de la investigación, la jefa del aparato socialista en Galicia sí ha admitido que «llama poderosamente la atención» que el censo de una agrupación se haya «duplicado» en un período de tiempo «tan corto».

«Pero la ejecutiva local es la primera responsable de analizar si esas afiliaciones son correctas y, si dio traslado (de esos datos a Madrid), es que no entendió que hubiera ninguna circunstancia», ha apuntado.

En cuanto a la presencia de varios afiliados en un mismo domicilio, ha defendido la importancia de «ver caso por caso» antes de considerar que se trata de algo «anormal». «Hay que comprobar los datos y ver si en ese domicilio viven los que constan», ha añadido.

«TEMA PUNTUAL»

También se ha mostrado firme Pilar Cancela en defensa de las primarias para elegir a los candidatos para las próximas elecciones municipales y del congreso abierto para designar al próximo secretario general a nivel federal.

Así, ha negado que lo ocurrido en Santiago deslegitime estos procesos, pues se trata de «un tema puntual» que «se va a investigar y a solventar». «No voy a permitir que se cuestionen los procesos internos», ha sentenciado, y ha puesto en valor que la dirección está actuando ante un asunto que «llama la atención».

Además, cuestionada acerca de si podría tomarse como referencia para las votaciones un censo anterior al inicio de las altas masivas o abrirse la votación a toda la ciudadanía para evitar así la influencia de estas nuevas afiliaciones, Cancela ha explicado que ambas cuestiones exceden su competencia y ha remitido al resultado de la investigación abierta.

En todo caso, lo que ha pedido a sus compañeros de filas es que sean «respetuosos con las reglas» de que se ha dotado el partido, pues es «lo fundamental» para que una organización «funcione».

«GARANTÍAS» PARA LAS PRIMARIAS

A renglón seguido, ha remarcado que «no hay nadie más interesado» que la dirección del partido en que «se depuren las responsabilidades» correspondientes y «el censo, si hay que hacerlo», para dotar así de «garantías» a las primarias.

Dicho esto, ha lanzado una advertencia interna: «Nos hacemos mucho daño cuando hacemos un espectáculo público con cuestiones meramente internas». «Me sorprende que determinadas cuestiones se tengan que trasladar a los medios de comunicación cuando existen cauces internos», ha apostillado.

«COMENTARIOS DE PASILLO»

Preguntada directamente si ella, como militante de la agrupación de Santiago, tenía conocimiento de lo que estaba ocurriendo, ha optado por no ser «cínica» y admitir que, como persona que «vive en el mundo», había oído rumores al respecto.

«Pero lo que no puede hacer la secretaria de Organización es actuar por informaciones que pueden llegar de carácter informal», ha señalado, sin dejar de insistir en que el partido tiene «cauces» para trasladar esa información a los órganos de dirección.

Además, ha recordado que en los últimos días un afiliado de Santiago remitió una carta a la sede de O Pino para poner en conocimiento de la ejecutiva gallega esta situación y que, inmediatamente, el asunto saltó a los medios de comunicación.

«Lo que garantiza los derechos de los militantes es que mientras no se tiene conocimiento formal de una situación, no se puede actuar por comentarios de calle o de pasillo», ha zanjado.

ÉSTOS NO SON «LOS PROBLEMAS DE SANTIAGO»

Finalmente, después de subrayar que su partido «no se esconde» y que está trabajando para esclarecer lo ocurrido, la ‘número dos’ de José Ramón Gómez Besteiro ha pedido situar «el foco» donde corresponde: en la crisis del Consistorio de la capital gallega.

«Los problemas de Santiago en este momento no son precisamente los de la agrupación socialista», ha opinado, en referencia a que Compostela «sigue sin gobierno» y que próximamente contará con uno que, en su mayoría, «no ha pasado por las urnas».

«NEUTRALIDAD»

Al margen de la apertura de la investigación sobre lo ocurrido con el censo de la agrupación del PSOE de Santiago, la ejecutiva gallega ha tomado la decisión de mantener una posición «neutral» en el proceso abierto para la elección del nuevo líder.

«Absoluta neutralidad y colaboración total para favorecer el diálogo entre los distintos candidatos y la militancia, para que cada uno de ellos llegue a la última agrupación de este país», ha resaltado Cancela.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar