Rajoy destaca la «normalidad» de la sucesión y Rubalcaba apoya el consenso constitucional

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, que presentó la norma, resaltó la “normalidad” y “naturalidad” del proceso de sucesión, que demuestra, a su juicio, “la madurez de la democracia española” para seguir las reglas que se ha dado a sí misma en la Constitución. Rajoy recordó que la ley de abdicación no revisa el modelo político del Estado previsto en la Constitución, sino que se limita a ratificar la voluntad del Rey de dejar la Jefatura del Estado, por lo que instó a los grupos al acuerdo. “España es una Monarquía parlamentaria porque así lo quieren los españoles”, enfatizó el presidente, quien elogió el papel desempeñado por Don Juan Carlos: “Se propuso ser el Rey de todos y lo logró”. Rajoy destacó el empeño del Rey por “encarnar la concordia de todos” y su capacidad para ser “el mejor símbolo de nuestra democracia en el mundo”.

El líder del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, subrayó que su grupo iba a apoyar el texto porque se trata de “cumplir con la Constitución” que los socialistas ayudaron a crear. En el consenso constitucional centró Rubalcaba su respaldo a la Monarquía parlamentaria, pese a la “preferencia republicana” del partido. Ofreció el “respeto y lealtad” de su partido al futuro reinado de Felipe VI, y pidió abrir “un tiempo nuevo” con “reformas pactadas y consensuadas” de la Constitución que permitan resolver la crisis social, institucional y territorial que, en su opinión, atraviesa España.

En nombre de UPyD, Rosa Díez, defendió que “no tiene sentido el debate República contra Monarquía, porque, en su opinión, “la forma de Estado no es tan importante”, sino si la democracia y sus instituciones funcionan. Por ello, pidió a Felipe VI ayuda para el necesario proceso de regeneración democrática.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar