El Tribunal Superior de Galicia abre procedimiento contra el diputado socialista José Ramón Val

José Ramón Val Alonso_deputado PSdeG-PSOE

La Sala de lo Civil y Penal del Tribunal Superior de Xustiza de Galicia (TSXG) ha acordado incoar sumario por un supuesto delito de tráfico de influencias contra el diputado socialista en el Parlamento gallego José Ramón Val Alonso, en relación a la parte de la causa que le afecta sobre la retirada irregular de multas en Lugo.
Según el auto emitido por el TSXG, el 6 de mayo se decidió incoar sumario contra José Ramón Val Alonso en su condición de aforado, para investigar si los hechos relatados en la exposición remitida por el Juzgado de Instrucción Número 3 de Lugo pudiesen ser constitutivos de un delito de tráfico de influencias.
El alto tribunal gallego recibió el 28 de marzo de este 2014 «exposición razonada procedente del Juzgado de Instrucción Número 3 de Lugo por la posible comisión de un delito de tráfico de influencias por parte de José Ramón Val Alonso», diputado en el Parlamento de Galicia.
Así, incoadas las pertinentes diligencias previas se acordó el 8 de abril pasar las actuaciones al Ministerio Fiscal para «informe sobre competencia y, en su caso, apertura de procedimiento contra don José Val Alonso». La Fiscalía «estimó competente a la sala y entendió que procedía continuar el procedimiento contra el señor Val», para lo que solicitó «la práctica de una serie de diligencias», entre las que figuraba la pertinente acreditación del parlamentario.
Por providencia de 15 de abril se acordó, «ante todo y antes de cualquier otro pronunciamiento», solicitar del Parlamento de Galicia «certificación acreditativa de la condición de diputado» de Val Alonso, «la cual fue remitida con fecha 25 de abril».
Por ello, el TSXG ha acordado que «procede declarar la competencia de la Sala para el conocimiento de la presente causa dada la condición de miembro del Parlamento de Galicia de José Ramón Val Alonso».
«Dado que los hechos expuestos en la exposición razonada, al menos de forma indiciaria, pudieran incardinarse en el delito de tráfico de influencias, procede incoar sumario por el citado delito, sin perjuicio de ulterior calificación», señala el TSXG en el auto.
Al auto del TSXG se había presentado un recurso, que ha sido desestimado, por una cuestión técnica, sobre si se debía incoar como sumario o como diligencias previas, según han explicado fuentes judiciales.
La Sala de lo Civil y Penal del TSXG ha acordado, por tanto, «aceptar, en principio, los fundamentos de la exposición razonada remitida por el Juzgado de Instrucción número 3 de Lugo y declarar la competencia de la Sala para el conocimiento de los hechos presuntamente delictivos en ella expuestos dada la condición de aforado ante la Sala de don José Ramón Val Alonso».
Además, incoa sumario y designa, por turno, instructor a Pablo Sande García, «quien con libertad de criterio acordará las diligencias de instrucción precias, entre ellas, su fuese el caso, las solicitadas por el Ministerio Fiscal en su informe».

EL PSdeG SOLO LO EXPULSARÁ SI ES JUZGADO

La dirección del PSdeG no pedirá a José Ramón Val Alonso que renuncie a su cargo como diputado en el Parlamento gallego salvo que el Tribunal Superior de Xustiza de Galicia (TSXG) decida abrir juicio oral contra él.

Lo han confirmado a Europa Press fuentes del PSdeG, que han subrayado que el partido se mantiene firme en su criterio de no solicitar la dimisión de los cargos imputados salvo que vayan a juicio o que sobre ellos pesen medidas cautelares.

Por el momento, el parlamentario lucense permanece imputado por un supuesto delito de tráfico de influencias dentro de la causa que investiga una trama de retirada irregular de multas de tráfico en Lugo.

No obstante, dada su condición de aforado como miembro de la Cámara autonómica, será la Sala de lo Civil y Penal del TSXG la que investigará su caso. De hecho, este mismo lunes ha trascendido la decisión de este órgano de incoar sumario sobre él.

En el macroproceso judicial por la retirada de multas, en el que han sido procesadas 23 personas, la Fiscalía de Lugo pidió para José Ramón Val Alonso un año y tres meses de cárcel, una inhabilitación especial para cargo electivo de cuatro años y un mes y el pago de una multa de 600 euros.

Y es que el ministerio fiscal entendía que se había librado de una multa de tráfico que suponía el pago de 380 euros, la retirada del carné de conducir durante un mes y la pérdida de seis puntos. Ante ello, el diputado comunicó a la Audiencia Provincial de Lugo su condición de aforado, motivo por el cual será el alto tribunal gallego el que dirima.

 

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar