Un código ético prohibirá regalos en la Xunta

El presidente gallego, Alberto Núñez Feijóo, ha anunciado que este mes la Xunta se dotará «por primera vez» de un código ético que protocolice «el buen uso» de los bienes públicos y que «restrinja o prohíba todo tipo de regalos» en la administración pública en el marco de un debate en que la oposición le ha afeado la «situación límite» del Ayuntamiento de Santiago.
En la sesión de control, en respuesta a las duras críticas de Yolanda Díaz (AGE), quien le ha acusado de «incumplir» sus compromisos al mantener a los siete ediles encausados en Santiago por autorizar el pago de la defensa al concejal de Deportes, Adrián Varela, imputado en la Operación Pokémon, el presidente gallego y líder del PPdeG ha anunciado este código ético.
«Para que usted no tenga que volver a aparecer recibiendo regalos en un sumario», ha espetado a Díaz, al tiempo que ha subrayado, en relación a los ediles de Santiago que, si bien un cargo público «no puede tener derechos o privilegios, sino obligaciones» como persona «sí tiene derechos» como la presunción de inocencia.
Dicho esto, se ha reafirmado en el compromiso de que cualquier cargo del PPdeG con medidas cautelares dimitirá «sí o sí» sea o no acusado y antes de que se abra juicio oral, pero ha recordado que los siete ediles compostelanos «no tienen medidas cautelares» y que están en su situación actual por un trámite «administrativo» con «informes que lo avalan».
En el debate, una alusión del presidente en la pregunta oral de Francisco Jorquera (BNG) a un informe de 2009 en el que la junta de gobierno de la capital gallega autorizaba «designar» defensa al concejal socialista Bernardino Rama por el caso Montebalsa ha dado pie a una discusión entre Feijóo y el exalcalde de Santiago, Xosé Sánchez Bugallo, quien pidió la palabra para afirmar que «no se pagó nada» y retar al mandatario gallego que mostrase «las facturas».

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar