El PP de Ourense califica la situación de «emergencia sin límite»

Rosendo Fernández_PP

 

El PP municipal de Ourense «exige» que el alcalde, Agustín Fernández, y las dos ediles imputados en la investigación judicial de las obras de la calle Bedoya en 2008 se paguen los costes de su defensa. «Porque nos tememos que se pague con los impuestos de todos los ciudadanos, que ahora viven en una situación límite de emergencia sin límite», ha subrayado.

El portavoz del PP, Rosendo Fernández, aludió al alcalde «reprobado, recusado y ahora imputado» y manifestó que no puede «pasar más tiempo al frente del Gobierno por higiene y por respeto a más de 105.000 ciudadanos y a la institución».

«Es necesario cambiar esta situación e la que no se hace nada más que enturbiar, y aunque aplaudimos que colabore gustoso con la Justicia, que es su deber, queremos que se dedique a apuntalar su inocencia y se aparte del Ayuntamiento ya», ha sostenido.

Además, hizo «exactamente las mismas consideraciones», respecto a las ediles Áurea Soto y Margarita Martín de las que recordó que tienen ya cuatro y dos imputaciones respectivamente.

Además, calificó a Soto, la edil de Urbanismo, de «artista en perder subvenciones» y a ambas ediles como «especialistas en coleccionar imputaciones» y de la Junta de Gobierno de la que formaron parte en 2008, investigada por el juez, dijo que aprobó una adjudicación «sin un informe jurídico ni de intervención y para tres empresas que eran la misma» y que fue objeto de una propuesta del PP para formar una comisión de investigación.

«ALÉRGICOS A JUDICIALIZAR»

El grupo del PP en el Ayuntamiento de Ourense, según su portavoz Rosendo Fernández, es «alérgico a la judicialización» así que, según explicó, ya denunció esa actuación en el propio ayuntamiento y pidió la dimisión del entonces concejal de Infraestructuras, Andrés García Mata, ahora imputado.

En respuesta a una pregunta en la que se comparó la situación del Ayuntamiento compostelano, con varios ediles acusados, con la de Ourense, con tres imputados, Fernández dijo que en Ourense el gobierno está en minoría absoluta «y no gobierna, contrariamente al de Santiago».

Aludió también a la moción de censura anunciada por los dos ediles de DO y dijo al grupo político que la promueve: «Que vengan con tres firmas válidas» -el PP tiene once ediles y con otros tres tendría la mayoría-.

«EL PP CONOCÍA LOS HECHOS»

Por su parte, Gonzalo Pérez Jácome, portavoz de DO, explicó que el PP «conocía los hechos relacionados con estas obras y tanto ese partido como el BNG, por acción o por omisión, dejaron hacer».

«El auto judicial confirma lo que temíamos aunque es complicado ser el topo en una ciudad para descubrir las fechorías del Ayuntamiento», añadió, y señaló a DO como el único partido «que hace oposición real y el único que destapa que en este ayuntamiento se roba, de una forma u otra».

Asimismo, definió la situación del gobierno municipal como «un barco en picado y más ya no se puede» y comparó el de Ourense con el de Marbella cuando fue intervenido.

En referencia a sus próximos pasos, dijo mantener la idea de promover una moción de censura «y la próxima semana se presentará de la forma que resulte más fácil de secundar para el PP y el BNG aunque se sabe que tendrá un recorrido limitado, pero sólo queremos que todo Ourense sepa que los culpables son todos y que los ciudadanos los castiguen en 2015», desgranó.

«Todo el mundo habla de Baltar, pero él será cacique culpable la primera vez, pero después los culpables son los votantes por mantenerle ahí», concluyó.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar