La Guardia Civil frustra un nuevo salto masivo a la valla de Melilla

Sobre las 22:00 horas de la pasada noche, el Servicio de Impermeabilización fronteriza de la Comandancia de la Guardia Civil de Melilla ha avistado grandes e importantes movimientos de inmigrantes subsaharianos asentados en las faldas del Monte Gurugú, en Marruecos, apreciando cómo, de forma organizada y desde distintos asentamientos, bajaban ladera abajo hacia el vallado fronterizo.

Diferentes grupos iban confluyendo conforme se acercaban al vallado anti-intrusión, formando un gran conjunto compuesto por unas ochocientas personas que iba guiado por los conocidos en el argot como “los ancianos” o “guías”, personas conocedoras del terreno y de los medios tanto humanos como físicos con los que pueden encontrarse en su camino.
El primer grupo de inmigrantes, que era el más numeroso, estaba formado por unas seiscientas personas y fue localizado por el helicóptero del Cuerpo a un kilómetro del vallado, siendo determinante su localización para evitar su llegada a la valla y el salto masivo programado.
Ante su localización, estas personas adoptaron tácticas evasivas, como echarse cuerpo a tierra y ocultarse entre la maleza y los árboles, permaneciendo inmóviles para no ser vistos por las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad marroquíes que, en este caso concreto, pudieron ser alertadas.

VARIOS INTENTOS

El intención de intentar el salto masivo por parte de este alto número de inmigrantes ha sido constante durante toda la noche, disgregándose el grupo principal en otros parciales de unas doscientas personas cada uno, que han intentado acercarse al vallado por diversas zonas, siendo éstos siempre localizados de nuevo por el helicóptero del Cuerpo, primero con las “cámaras térmicas” y después con los “focos de alta intensidad”, lo que ha permitido activar la alerta a las fuerzas policiales terrestres de ambos lados del vallado y evitar un nuevo asalto masivo al mismo conforme intentaban acercarse una y otra vez, al no contar con el elemento sorpresa.
El último intento se ha realizado sobre las 06:30 horas, por un grupo formado por unas treinta personas, por la zona conocida como el “V Pino”, próxima al aeropuerto de la ciudad, siendo abortado por el amplio despliegue dispuesto en el lugar por fuerzas de la Guardia Civil, tanto de la Comandancia como de la Agrupación de Reserva y Seguridad especialistas en control de masas, que refuerzan cada noche el servicio en frontera.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar