Hallan una necrópolis romana en la antigua cárcel de Lugo

   Las obras en la antigua cárcel de Lugo y en las oficinas que albergaron la Policía Local, en la Plaza de la Constitución, realizadas dentro del Plan Urban (financiado con fondos europeos, del Ayuntamiento y de la Diputación), para emplazar allí un centro cultural, pusieron al descubierto una necrópolis romana, “única” en el noroeste peninsular.

   Así lo ha señalado el arqueólogo encargado de estos trabajos, Francisco Hervés, quien ha explicado que afloraron varias urnas funerarias, “entre cuatro y cinco”, dentro de esa estructura donde también se encontró una piscina ritual y una especie de “columbarios” donde se depositarían los huesos.

Precisamente, según ha comentado, la “humedad” de la zona no ha permitido la localización de restos óseos en este cementerio, donde primero se procedería con el lavado del cadáver y luego con la incineración. Una vez consumada esta operación se depositarían en esta necrópolis romana las cenizas de los difuntos.

Hervés ha señalado que en esa época, del siglo I al siglo IV, también era frecuente que se celebrara un ritual, con “ágapes”, durante el enterramiento, lo que vendría a ser una forma de honrar a sus muertos.

El Ayuntamiento de Lugo ha anunciado que abrirá una ventana arqueológica, para lo que se destinarán 34.000 euros, según ha avanzado el alcalde de la ciudad, José López Orozco, durante la presentación de los hallazgos. El regidor puso el acento en que se busca, con los restos de la estructura funeraria, “rescatarlos, restituirlos y dejarlos in situ”.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar