Pachi Vázquez plantea ahora una doble votación previa al congreso del PSdeG

Pachi Vázquez_porta de Ferraz

El secretario xeral del PSdeG, Pachi Vázquez, planteará al Comité Nacional una fórmula de consulta a la militancia a través de una doble votación, de forma que existirán papeletas “de distinto color” para pronunciarse sobre el próximo líder del partido y para la elección de los delegados que, en el congreso, deberán ratificar el resultado de la mencionada consulta.

Sin concretar fechas, el borrador remitido a los integrantes del máximo órgano entre congreso, al que ha tenido acceso Europa Press, mantiene la fórmula que causó la ruptura de las negociaciones con la dirección federal del partido, tal y como hizo saber a Vázquez el propio Alfredo Pérez Rubalcaba el pasado lunes.

Entre los requisitos que establece este borrador, figura que todos aquellos aspirantes a la Secretaría Xeral “tendrán que presentarse como precandidatos en la consulta”. De este modo, se despeja la posibilidad de que alguien se presente directamente al congreso, órgano en el que, según los estatutos del PSOE, se adquiere formalmente la condición de candidato.

Y, al objeto de impedir eventuales coaliciones entre aspirantes en el cónclave, la propuesta de normas no sólo exige a los precandidatos contar con el aval del 10 por ciento de los afiliados del PSdeG, sino que también les obliga a “comprometerse a renunciar a ser candidato en el caso de no de ser el precandidato más votado por la militancia en la consulta”.

Con el mismo propósito, las candidaturas de compromisarios al congreso también deberán hacer constar “su compromiso de apoyar al candidato que reciba más votos en la consulta interna”. Asimismo, según el borrador, este extremo habrá de figurar en la papeleta de votación que se utilice para la elección de los delegados.

SISTEMA DE VOTACIÓN

En cuanto a la celebración de la propia consulta, este documento provisional, que se someterá al refrendo del Comité Nacional el viernes, establece que habrá de realizarse en “una única urna” durante el transcurso de “una asamblea extraordinaria” a celebrar en las distintas agrupaciones locales.

Una vez finalizado el horario de votación, el borrador recoge que se realizará un recuento público de los votos, que precederá a la redacción del acta de escrutinio para remitir a la Comisión Electoral.

Se trata de un órgano creado ‘ad hoc’ para “velar por el desarrollo” de este proceso y que estará presidido por el secretario de Organización, Pablo García. De él también formarán parte los dirigentes autonómicos Laura Seara, Carmen Gallego, José Luis Méndez Romeu y Margarita Pérez Herráiz y los responsables de Organización en las cuatro direcciones provinciales.

POSIBILIDAD DE ACUERDO

Pese a que la fórmula prevista en este documento es la misma que ha motivado la ruptura de las negociaciones con Ferraz, fuentes próximas al secretario xeral confían en que, antes del viernes, se pueda cerrar un acuerdo con la dirección federal.

Y es que, según sus propias palabras, este borrador es “susceptible de mejora” tanto por parte de Madrid como de los militantes socialistas gallegos. “Todo es negociable salvo la propia consulta”, han añadido las mismas fuentes.

Desde Ferraz, por su parte, mantienen que no existe más opción que la de cumplir las normas del partido, pero hacen hincapié en que las vías de diálogo siguen abiertas. Es por ello que esperan que sea posible un acuerdo que satisfaga a ambas partes.

CRÍTICAS AL TEXTO

Visto el documento, algunos socialistas han expresado a Europa Press sus dudas sobre la prohibición de presentarse al congreso en caso de no ser el precandidato más votado, por entender que es antiestatutario, y sobre la obligación de que los delegados no puedan respaldar a otro aspirante, ya que supondría vulnerar los derechos de elección de los compromisarios.

Además, echan de menos que el orden del día provisional del cónclave no incluya el debate de normas y estatutos, tal y como se pidió en las dos últimas reuniones del máximo órgano del partido entre congresos; y que no figure expresamente que se va a facilitar el censo a los candidatos para recoger los avales, cuya cifra estipulada consideran “excesiva”.

Igualmente, advierten de “posibles arbitrariedades”, toda vez que el documento hace descansar sobre la ejecutiva gallega la competencia de “dictar las normas y resoluciones precisas para desarrollar, aclarar, concretar y aplicar” las normas de esta consulta a la militancia.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar