El Obispo de Ourense, Lemos Montanet, cree que el nuevo Papa se ocupará de las vocaciones


El Obispo de Ourense, Leonardo Lemos Montanet, ha opinado este miércoles que el nuevo Papa Francisco I, que es hijo de emigrantes italianos, se preocupará por las vocaciones sacerdotales y la situación del clero, puesto que es lo que ya hizo en su sede episcopal. «Es de esperar que esto siga siendo así ahora que es Papa», ha señalado.

Lemos convocó una rueda de prensa hora y media después del anuncio de la elección de un nuevo Papa en Roma y minutos después de la primera comparecencia en el balcón del Vaticano, de Francisco I. En la misma, ha expresado su «sorpresa, ilusión y también desconcierto» ante el fallo de las quinielas barajadas en los últimos días.

Asimismo, ha dicho suponer que el nuevo Pontífice seguirá la línea trazada por sus antecesores Juan Pablo II y Benedicto XVI en el sentido de «cuidar la relación entre fe y cultura, estar muy presente en los medios». «Viniendo de Latinoamérica también seguirá la concepción de América y África como continentes de esperanza, igual que los anteriores Papas», ha agregado.

Lemos ha explicado que la sorpresa que le causó la elección no fue solo por el nombre sino también por la rapidez, pues «es difícil que 115 personas que pongan de acuerdo». «El cónclave comenzó ayer y tras sondeos que darían varios nombres, que de golpe se pongan de acuerdo 67 votos en una quinta votación no es fácil», ha expuesto.

Aunque no conoce personalmente al nuevo Papa, ha aludido a su integración en la Compañía de Jesús para indicar que él mismo tuvo formación con los jesuítas de Roma. «Así que entiendo que el nombre que eligió para su Pontificado tiene que ver con el cofundador de la Compañía, San Francisco Javier, y que entre sus prioridades estarán las misiones», ha indicado.

En relación a la ceremonia de inicio del Pontificado, ha opinado que será en breves días, dada la proximidad de la Semana Santa, para cuando todos los cardenales tendrán que volver a sus sedes.

Minutos antes de la rueda de prensa, las iglesias de la ciudad de Ourense sumaron sus campanadas a las de otras de todo el mundo, tras el nombramiento del nuevo Papa.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar