Baltasar Garzón y Cristina Kirchner, algo más que amigos

Baltasar Garzón y Cristina Kirchner mantienen una relación. Ese es el rumor que está corriendo como la pólvora en Argentina. La información parte de la revista mexicana ‘Quién’, cuya corresponsal en España, Verónica Calderón, asegura que la admiración mutua entre la política y el juez ha derivado en una “pasión instantánea”.

Baltasar Garzón (57 años), inhabilitado en España desde febrero de 2012 por ordenar escuchas ilegales en la instrucción del ‘caso Gürtel’ y actual asesor del Tribunal Penal de La Haya, reside en Argentina y, en los últimos meses, su buena sintonía con Cristina Kirchner (60 años), viuda desde octubre de 2010 tras la muerte de su esposo Néstor Kirchner, habría evolucionado hacia una relación “más que amistosa”.

Según la citada publicación, éste no es el único ‘affaire’ que habría tenido Garzón durante su estancia en el país sudamericano. ‘Quién’ define al juez como “muy faldero” y apunta que también ha salido “con una brasileña y con una colombiana”. Sin embargo, define su relación con Cristina Kirchner como “la más intensa”.

El mediático ex magistrado español fue invitado de honor en la toma de posesión de la presidenta argentina en diciembre de 2011. Desde entonces, se ha convertido en un asistente frecuente a los eventos de la mandataria, que, sin ir más lejos, le entregó personalmente un carnet de identidad argentino y el permiso de residencia en el país en noviembre pasado. También le otorgó el cargo de asesor de la Comisión de Derechos Humanos de la Cámara de los Diputados, lo que fue criticado por la oposición.

Baltasar Garzón está casado con Rosario Molina, conocida familiarmente como ‘Yayo’. Ambos se conocieron a los 17 años, cuando Garzón aún era seminarista. En 1980 se casaron y fruto de su matrimonio tienen tres hijos: María, Baltasar y Aurora.

La periodista que firma esta información en ‘Quién’ señala que en el entorno del juez se conoce esta relación con Kirchner y que ahora todos se preguntan “si el affair ‘va en serio”. Es decir, si la pareja decidirá “salir del armario heterosexual”.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar