El Grupo Popular respalda la decisión sobre la tribuna de público

El portavoz parlamentario del PPdeG, Pedro Puy Fraga, ha respaldado en solitario este lunes la decisión de la presidenta del Parlamento, Pilar Rojo, de asumir en exclusiva la potestad sobre los invitados a los plenos y ha defendido que se trata de una medida «proporcionada» para «mantener la dignidad» de la Cámara y de los diputados como representantes de la «soberanía popular».

«Es una medida proporcionada para conseguir mantener la dignidad de la Cámara y que los diputados puedan ejercer su función sin presiones y sin amenazas», ha aseverado Puy en una rueda de prensa en la que ha señalado que, tras los últimos incidentes registrados, Rojo actúa «conforme a lo que manda el reglamento» para «proteger a los 75 diputados» y recuperar «la normalidad» del trabajo en el Pazo do Hórreo.

Puy ha recordado que la Presidencia tiene la obligación «indelegable» de garantizar el trabajo «normal» de la institución en la que está «representado el pueblo gallego» y ha recordado que la competencia de admitir en las instalaciones a personas ajenas a la institución «siempre fue de la presidenta», aunque en base a «principios de buena fe» se autorizaban «automáticamente» los listados de los grupos.

A renglón seguido, ha aludido al incidente protagonizado en diciembre por afectados de las preferentes y ha añadido que, cuando Rojo pidió «colaboración» para evitar que se repitan este tipo de situaciones, obtuvo como respuesta que los grupos «no tienen por qué responsabilizarse» del comportamiento de sus invitados. «Pues resulta evidente que la Presidencia no puede delegar la competencia de mantener el orden en la Cámara y la ejerce como considera», ha esgrimido.

En este escenario, se ha reafirmado en que la decisión de Rojo es «bastante proporcionada» y ha argumentado la «tendencia a la exageración» de la oposición que, a su entender, «empieza a ser llamativa». No en vano, ha señalado que este mismo lunes el alcalde de Vigo, el socialista Abel Caballero, optó por suspender un pleno ante las protestas de distintos colectivos, de acuerdo con sus «competencias».

«NO ES UNA NOVEDAD»

En la misma línea, ha insistido en que no se impide la entrada de público en el Pazo do Hórreo y ha recalcado que esta medida «meditada y responsable» tampoco constituye «una novedad», sino que otras cámaras legislativas que sufrieron incidentes han adoptado decisiones similares y ha ejemplificado con el caso de Canarias o Navarra.

También ha advertido de que el PPdeG «no escapa de ningún colectivo» y ha señalado que miembros del colectivo de afectados por las preferentes fueron recibidos «en varias ocasiones» por los populares. De lo que se trata, ha reiterado, es de «mantener el normal funcionamiento» del Parlamento, una institución en la que «ni siquiera los diputados pueden hacer lo que quieran».

Dicho esto, ha avisado de que «por muy complicada» que sea la situación de un colectivo no le habilita para «reventar el funcionamiento de la Cámara». «No hablamos de que se cierren las puertas de un Parlamento que retransmite sus sesiones por internet y la presidenta está abierta a seguir recibiendo sugerencias de los grupos, sólo se rompe con un automatismo», ha defendido.

«ALGO REPROBABLE»

Preguntado sobre los criterios que va a utilizar Rojo para decidir quién puede o no acudir a los plenos, el portavoz popular ha asegurado que es ella la que tiene que responder dicha pregunta, aunque ha insistido en que su deber es mantener el orden y ha ejemplificado con que, cuando ordena los debates, emplea el «criterio personal».

Al tiempo, ha rechazado «comparar un incidente» como el que protagonizaron alcaldes del PP que protestaron a las puertas de la Cámara cuando el bipartito estaba al frente de la Xunta con «cuatro o cinco concatenados». «No defendemos aquello como una actitud razonable, pero no interrumpió el pleno», ha añadido.

También ha advertido de que hasta el momento no ha escuchado decir a los grupos que el incidente de diciembre, en el que diputados fueron «amenazados», es «algo reprobable». «Que lo es», ha apostillado, antes de señalar que en el próximo pleno habrá invitados y de manifestar su deseo de que la institución pueda «dedicarse a lo que se tiene que dedicar», que es el debate.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar