Acuerdo definitivo para poner en marcha la depuradora de Bens

 

Los alcaldes de A Coruña, Arteixo, Cambre, Culleredo y Oleiros han  cerrado este martes «acuerdos definitivos» para poner en marcha de manera conjunta la estación depuradora de aguas residuales de Bens, según ha trasladado el regidor herculino, Carlos Negreira.

Así, en los respectivos plenos de febrero, los cinco ayuntamientos darán el visto bueno a la ordenanza supramunicipal que garantiza el funcionamiento de la infraestructura y también aprobarán encomendar la gestión a la sociedad mercantil EDAR BENS, participada de acuerdo a criterios de población.

   Tras la reunión, en declaraciones a los medios, Negreira ha destacado que el protocolo firmado es un «acuerdo pionero» que convierte a la comarca en un «referente medioambiental». «La gestión conjunta de todo el saneamiento significa solucionar un capítulo negro que tenemos pendientes. Eliminamos esa mancha de miles de litros de agua que se vertían al mar y que se podía ver desde Internet», ha afirmado el regidor herculino.

Todo ello, según el regidor coruñés, «permitirá tener una gestión conjunta de todos los vertidos y saneamiento de los cuatro municipios», ha comentado Negreira, que espera que en marzo todos los ayuntamientos estén ya incorporados y «poder celebrar el primer consejo de administración».

LA INFRAESTRUCTURA

La nueva infraestructura ha costado casi 130 millones

-financiados en un 85 por ciento por la Unión Europea, a través de los Fondos de Cohesión, y el 15 por ciento restante por la Xunta-, con una superficie construida que supera los 60.000 metros cuadrados.

La depuradora está preparada para el tratamiento de las aguas residuales de 450.000 habitantes, aunque puede aumentar su capacidad y dar servicio a 600.000 personas.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar