El Supremo reduce en dos años la condena al exdrogadicto vigués Reboredo

Una de las recientes concentraciones para pedir la libertad de Reboredo, con su padre al frente

El Tribunal Supremo ha rebajado en un año y medio de cárcel la condena de David Reboredo, un exdrogadicto cuya petición de indulto ha denegado el Gobierno, al reconocer que intercambió una papelina con una cantidad «nimia» de droga, que «nunca» abandonó el tratamiento de deshabituación y que cuenta con un «sólido» apoyo familiar.

La Sala de lo Penal ha estimado el recurso interpuesto por este ciudadano vigués, internado en la cárcel de A Lama desde el pasado 5 de diciembre por dos condenas que suman los siete años de prisión.

En concreto, el alto tribunal ha anulado la resolución dictada en 2007 por la Audiencia Provincial de Pontevedra que le imponía tres años y seis meses de prisión por la venta de una bolsa con 0,293 gramos de heroína, con una pureza del 35,90 por ciento y un valor de 42 euros en el mercado.

La sentencia del Supremo, de la que ha sido ponente el magistrado Juan Saavedra, rebaja a dos años de prisión la condena al aplicar el tipo atenuado de un delito

«SÓLIDO APOYO FAMILIAR»

La Sala defiende así que la cantidad de droga por la que se le juzgó era «nimia», se trató de una «única entrega» y el recurrente ocupaba «el último eslabón de la cadena». «Por otro lado, es un adicto a la heroína que, aunque precisamente pro su adición, ha sufrido recaídas, nunca ha abandonado el tratamiento, teniendo un sólido apoyo familiar y una relación estable», agrega.

Tras la denegación de las dos peticiones de indulto, el Ministerio de Justicia ha recibido nuevamente otras demandas en las que se pide conocer la medida de gracia a Reboredo. Fuentes del Ministerio de Justicia han explicado a Europa Press que se está tramitando la nueva solicitud, para lo cual el tribunal sentenciador y la fiscalía deberán aportar sus preceptivos informes en los que expongan si son favorables o no a su concesión.

El pleno del Ayuntamiento de Vigo reclamó este mismo jueves por unanimidad aprobar esta demanda, mientras que el Ministerio recibe periódicamente las miles de firmas recogidas a favor de conceder esta prerrogativa de gracia para Reboredo.

Más de 200 personas salieron a principios de diciembre a las calles de Vigo para clamar por su concesión, mientras que ya se han recogido más de 76.000 firmas favorables a través de Internet.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar