Feijóo sitúa al vicepresidente Rueda como coordinador de la Xunta y el Parlamento

El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, ha remarcado este lunes que el nombramiento del conselleiro de Presidencia, Administracións Públicas e Xustiza, Alfonso Rueda, como vicepresidente se concreta porque es la «persona adecuada» para ayudarle «en la coordinación interna» del Gobierno gallego y «de éste con el Parlamento gallego».

«No es vicepresidente para premiarlo, aunque se lo merezca por su esfuerzo; no es vicepresidente por su lealtad, pese a que la haya demostrado en todos estos años», ha significado el máximo mandatario autonómico en su discurso en el acto de toma de posesión de su nuevo gabinete, en el que repiten todos los conselleiros salvo la novedad de Francisco Conde, que releva a Javier Guerra al frente de la Consellería de Economía e Industria.

De esta manera, Feijóo ha dedicado una parte de su alocución ante los asistentes para explicar el nombramiento de Rueda como vicepresidente, lo cual también ha considerado un acto «evidentemente simbólico», porque supone «elevar el rango de la persona que ostenta la interlocución entre el Gobierno legítimo de los gallegos y sus máximos representantes, que son los diputados del Parlamento».

La designación de quien es número dos del PP gallego como mano derecha del presidente de la Xunta con la especial encomienda de coordinar el poder ejecutivo y el legislativo es interpretado, a ojos de algunos populares, como una acción que justifica que permanezca con el acta de diputado.

Su permanencia en el Pazo do Hórreo alimentaría la interpretación en clave sucesoria de su nombramiento como vicepresidente, aunque dirigentes del partido insisten en que este movimiento no esconde la intención de Feijóo de no acabar el mandato y apuntan a la posibilidad de que, para evitar suspicacias por una «excesiva concentración de poder», Rueda podría abandonar la Secretaría General del PPdeG en el congreso de enero.

«Alfonso Rueda ha sido designado vicepresidente porque es la persona adecuada para ayudarme en la coordinación interna del Gobierno y de éste con el Parlamento», ha destacado Feijóo en su discurso, en el que aseguró que también tiene un objetivo «práctico», además del «simbólico».

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar