El número de familias asistidas en la protección a los hijos crece un 20 %


La Fundación Meniños y la Xunta de Galicia, que trabajan conjuntamente en el apoyo a la reunificación familiar y en la colaboración con las familias que presentan dificultades en la atención y la protección de sus hijos, han visto incrementado entre un 15 y un 20 por ciento el número de familias en situación de dificultad que reclaman su ayuda a causa de la crisis.
Así lo ha señalado este martes la directora general de Meniños, Mónica Permuy, en una rueda de prensa celebrada conjuntamente con la conselleira de Traballo, Beatriz Mato, para presentar iniciativas con motivo de la conmemoración este 20 de noviembre del Día Internacional de la Infancia.
Así, Mónica Permuy ha asegurado que en los últimos meses se ha detectado un aumento del «impacto» de la crisis sobre familias en dificultades, lo que conlleva más problemas para los niños que viven en ellas.
«La crisis está teniendo más efectos en las familias en las que hay hijos», ha explicado Permuy, al tiempo que ha recordado que en aquellas familias que se encuentran en situación de «vulnerabilidad» y cuyos hijos están en situaciones cercanas a la desprotección, la crisis está haciendo un especial efecto.
La Xunta de Galicia colabora con la Fundación Meniños en un programa de Integración Familiar al que la Consellería de Traballo destina 380.000 euros y que permite atender a cerca de 200 familias gallegas.
Sin embargo, ha apuntado Mónica Permuy, desde el inicio de la crisis se está detectando un mayor número de familias que solicitan ayuda –en torno a un 15/20 por ciento más–, así como que en la mayor parte de casos de maltrato que asisten se deben a «negligencias» en el cuidado.
IMPLICACIÓN DE LA SOCIEDAD
Con motivo del Día Internacional de la Infancia, la conselleira de Traballo, Beatriz Mato, ha hecho hincapié en la necesidad de que toda la sociedad se implique en la defensa de los derechos de los niños.
Así, tras ratificar el compromiso de la consellería con este ámbito, Mato ha incidido en la importancia particular de la comunidad educativa, por su extenso contacto con los niños, en la detección de casos de maltrato y de situaciones de desprotección.
«Es importante detectar las situaciones que amenazan el bienestar de los niños para abordar de forma precoz estas situaciones», ha explicado la conselleira, quien ha anunciado que se llevará a cabo una campaña de difusión de las herramientas existentes para la lucha contra el maltrato infantil.
En esta línea, ha recordado la existencia del Registro Único de Maltrato Infantil, al que tienen acceso más de 2.000 docentes y miembros de las fuerzas de seguridad para dar parte de sospechas de situaciones de maltrato. Esta herramienta prevé ampliarse para su uso por parte de otras personas en contacto con la infancia.
Además, Beatriz Mato ha recordado el funcionamiento del teléfono del menor, un servicio anónimo que presta atención tanto a niños que la necesiten como a adultos que quieran denunciar situaciones sospechosas.
Este teléfono, unificado a nivel europeo, ha recibido, hasta noviembre de este año, casi 1.300 llamadas, una cifra similar a la de años anteriores. De estas llamadas, el 37,14 por ciento provenían del padre, madre o tutor; el 10,7 por ciento del propio menor; y un 19,49 por ciento de un profesional relacionado con la atención a la infancia.
CONCURSO
Con el objetivo de profundizar en la sensibilización contra el maltrato infantil, la Consellería de Traballo y la Fundación Meniños colaborarán en la organización de un concurso de banda diseñada orientado a estudiantes de secundaria.
En él, los participantes –individualmente o en grupos–, tendrán que dibujar y construir una «historia de maltrato infantil con final feliz» con el objetivo de concienciarse tanto de la lucha contra esta lacra como de las señales de alerta de una situación de maltrato. El concurso finalizará el 22 de marzo y se establecerán dos premios para cada categoría –individual o en grupo–.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar