El ahorro será clave para garantizar el crecimiento económico

 

Un experto asegura que es necesario la implicación de las entidades bancarias y del sector público para recuperar la confianza de las familias.

El director del Servicio de Estudios de Bolsas y Mercados Españoles (BME), Domingo García Coto, ha afirmado que el aumento del ahorro en España va a ser clave para “garantizar una salida saneada de la recesión” y ayudará a recuperar el crecimiento de la economía española.

Así lo ha manifestado antes de participar en el seminario ‘La crisis en relación al ahorro familiar en España’, en el que se ha presentado el estudio “Ahorro familiar en España”, dirigido por García Coto y con aportaciones de economistas conocedores del ahorro.

García Coto ha señalado que la tasa de ahorro en España es superior a la registrada antes de la crisis. “Hasta el tercer trimestre de 2011 las familias están ahorrando un 12,1 por ciento de su renta disponible, mientras que antes de la crisis no llegaba al 10 por ciento”, ha precisado.

“A unas familias les costará más que a otras, pero se está produciendo un aumento del ahorro por precaución de cara al futuro”, ha apuntado el director de Estudios de las Bolsas y Mercados Españoles, quien ha explicado que el ahorro está movido “por un recorte en el consumo”.

CAÍDA DE LA INVERSIÓN EN VIVIENDA

En cuanto al destino de los ahorros, según García Coto, ha cambiado porque la inversión en vivienda “pierde atractivo” y cada vez son más las familias que colocan su dinero “en activos financieros, en su mayoría depósitos bancarios”.

Asimismo, ha apuntado que para lograr esa inversión en productos financieros es necesario “recuperar la confianza” en las entidades bancarias mediante una “educación financiera de las familias”.

Además, ha insistido en la implicación de los intermediarios financieros “para que piensen en el cliente y no en el producto”, mientras que sector público “tiene que garantizar un marco de protección para el ahorro familiar”, ha apostillado.

PREFERENTES

Al hilo de esto y cuestionado por el asunto de las participaciones preferentes que afecta a los ahorros de 700.000 personas en España, el director de Estudios de las Bolsas y Mercados Españoles ha respondido que casos así “no se deben producir”.

“Los intermediarios no pueden vender productos porque sí, tienen que adaptarlo a las necesidades de los clientes”, ha sentenciado.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar