Zara se posiciona en la Quinta Avenida de Nueva York

Zara inauguró este jueves en Nueva York una nueva tienda que incorpora su nuevo concepto arquitectónico y de diseño interior. El establecimiento, ubicado en el edificio Tishman, en el 666 de la 5ª avenida, en la confluencia con la calle 52, ocupa un emplazamiento único en una de las áreas comerciales más importantes del mundo y, según la marca de ropa, presenta un diseño interior innovador que refuerza el protagonismo de la moda.

Esta nueva tienda de Zara en la Quinta Avenida es la más grande de la cadena en Estados Unidos, con más de 3.000 metros cuadrados de superficie distribuidos en tres plantas. La tienda, en la que trabajarán 450 personas, se abre a la Quinta Avenida y a la calle 52 con cinco escaparates y una fachada de más de 23 metros.

Según apuntan desde la filial de Inditex, la renovada imagen de tienda está basada en cuatro principios: belleza, claridad, funcionalidad y sostenibilidad. En todo el espacio prima la sencillez, en la búsqueda del contacto directo del cliente con la moda.

La tienda más grande de ZARA en EE.UU. incorpora además los últimos avances en ecoeficiencia y busca ser referencia mundial de la cadena.

En cada una de las tres plantas, la tienda se ordena funcionalmente en torno a dos largos ejes, pasillos o “pasarelas”, que conducen a espacios individualizados o “cubos” en cada lateral, en los que se muestran las distintas colecciones de forma individualizada. Las maderas del mobiliario se han terminado en texturas que recuerdan a tejidos como el lino o la seda, en colores neutros y elegantes.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar