Novagalicia Banco y los sindicatos acuerdan reducir 700 empleados

Novagalicia Banco y los tres sindicatos mayoritarios (CC.OO., Csica y UGT) han alcanzaron un “principio de acuerdo” para aplicar medidas de ahorro, que prevé elevar hasta 700 los depidos pactados –se tiene en cuenta en el cómputo al personal que se haya acogido al ERE vigente– y aplicar suspensiones de contratos de hasta seis meses consecutivos, así como reducciones de la jornada anual de hasta un 25%.
El documento, publicado en la página de la sección sindical de UGT en el banco, lleva los logotipos de los tres sindicatos y está antecedido de una comunicación a la plantilla, en la que las tres organizaciones destacan la “fuerza” que les ha aportado el trabajar “juntos los tres sindicatos mayoritarios en la empresa” y explican que el acercamiento se produjo el pasado día 8 de marzo –día de la protesta en A Coruña–, en una reunión en Madrid.
“Tras muchas horas de ofertas y contraofertas, a las 6.40 horas de la madrugada del viernes se alcanzó un principio de acuerdo que creemos que puede dar un poco de tranquilidad a esta empresa”, concretan. Este texto, apuntan, “cumple los criterios suficientes para garantizar el empleo en el banco” y permite mantener los puestos de trabajo, por lo que consideran el “objetivo cumplido”.
El preacuerdo, que ha sido criticado por la CIG, que ha censurado las negociaciones “por detrás”, a las que solo han estado convocados CC.OO., Csica y UGT, aún está sujeto a negociación. De hecho, está prevista una reunión entre la entidad y todos los sindicatos este jueves, 15 de marzo, a las 11.00 horas en el antiguo centro ON de Santiago.
En la redacción actual, establece que se mantiene el ERE vigente –que tenía un límite de extinciones de 350– hasta el 31 de marzo. A partir de entonces, entra en aplicación este nuevo texto, que eleva hasta 700 las bajas indemnizadas.
“Podrán acogerse a esta medida todos los trabajadores de la entidad hasta alcanzar el excedente estructural de plantilla de 700 empleados, incluidos los trabajadores que hayan extinguido su contrato de trabajo por haberse acogido a la medida de baja indemnizada prevista en el acuerdo colectivo de 21 de julio de 2011”, dice concretamente, en alusión al pacto que dio origen a este ERE de 350 plazas.
La indemnización a partir del 1 de abril será de 45 días por año de servicio con el límite de 42 mensualidades, aunque la cantidad no podrá superar los 200.000 euros.
SUSPENSIONES Y REDUCCIÓN DE JORNADA
“La entidad podrá suspender de manera rotativa el contrato de trabajo o reducir la jornada de hasta el 75% de los empleados de su plantilla”, expone el documento. Así, la suspensión puede ser de hasta seis meses consecutivos y podrá comenzar en cualquier fecha entre el 1 de abril y el 1 de octubre de 2014.
La reducción de jornada puede ser de hasta el 25% durante un periodo de dos años y podrá comenzar entre el 1 de abril y el 1 de octubre de 2012. En el caso de trabajadores de oficinas afectadas por cierres o reestructuración de la red, y con un límite de 450 empleados, la suspensión de contrato puede ser de hasta un año y la reducción de jornada de hasta el 50% durante dos años. El aviso debe producirse, en cualquier caso, con 15 días de antelación.
Durante ese periodo de suspensión o reducción de jornada, los trabajadores tienen derecho a percibir la prestación por desempleo. Además, este tiempo contará como antigüedad “a todos los efectos”.
BAJADA DE SALARIOS
El documento apunta que las indemnizaciones para el personal que no pueda ser reubicado en oficinas de su entorno van de los 6.000 euros si se debe desplazar entre 25 y 65 kilómetros, hasta los 30.000 si la distancia supera los 350 kilómetros.
En cuanto a las bajadas salariales, la tabla incluida en el preacuerdo fija una rebaja de hasta el 2% en los salarios entre 25.000 y 35.000 euros –para importes inferiores no se aplica recorte–, que va aumentando hasta el 14,6% de tope que se podría aplicar en los sueldos por encima de 115.000 euros.
La tabla calculada para 2013 estima importes máximos de descuento que oscilan entre los 700 euros y los 15.295 euros en el salario anual.
El principio de acuerdo toca también las aportaciones a los planes de pensiones, que no se realizarán en 2012, 2013 y 2014, aunque se elaborará un plan de “recuperación de los importes” que durará hasta doce años. También indica que debe negociarse antes del 1 de abril la regulación de jornada y horario de las oficinas de EVO Banco, la nueva marca que operará fuera de Galicia, Asturias y León.

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar