A la venta el agua mineral negra

Este invento canadiense, según prometen, aporta más de 77 nutrientes esenciales para la salud y echa por tierra todas las frases y refranes que conocíamos hasta ahora.

Insípida e inodora sí, incolora jamás. Eso deben haber pensado los canadienses creadores de Blk., un agua mineral como las demás, excepto que es negra.

Su etiqueta la describe como: «Naturalmente negra, es una fresca agua de manantial infusionada con ácido fúlvico –un antioxidante natural proveniente del humus–. Blk. contiene más de 77 minerales y electrolitos esenciales para la salud y el bienestar».

Como si fuera poco, es kosher. ¿Su aspecto? Similar a la Coca sin gas. ¿Su sabor? Aún no lo conocemos, pero diversos testimonios en la web lo describen en una gama que va de neutro hasta ligeramente salado.

A US$ 1,50 la botella, es sin lugar a dudas un ítem para conseguir y probar. Más claro…

De venta en amazon.com

 

EL ÁCIDO FÚLVICO

El ácido fúlvico es un extracto completamente natural y orgánico que surge del depósito de una planta que data de 75 millones de años, correspondiente al periodo superior del cretáceo. Contiene gran cantidad de fotoquímicos, bioquímicos, antioxidantes, limpiadores de radicales libres, sustancias nutritivas, enzimas, hormonas, aminoácidos, antibióticos, antivirales, sustancias antimicóticos, entre otros elementos.

El ácido fúlvico contiene unos 74 complejos esenciales y minerales disueltos con el 42 % de alimentos ácidos sólidos. Mejora la disponibilidad de minerales dentro del organismo, regenera y prolonga el tiempo de residencia de sustancias nutritivas esenciales en las células, disminuye el daño producido por compuestos tóxicos, metales pesados, radicales libres y su consumo mejora la permeabilidad para el sistema digestivo, circulatorio y las membranas de las células.

El ácido fúlvico actúa como un importante agente protector y un poderoso electrolito natural que puede restaurar el equilibrio eléctrico de las células dañadas, neutralizar toxinas y eliminar la intoxicación por alimentos en cuestión de minutos.

Origen

Es creado en la tierra por microorganismos con el objeto de transportar minerales y sustancias nutritivas desde esta a las plantas. Desde allí, reacciones de fotosíntesis complejas producen los componentes desde diferentes zonas de la planta. Azúcares de hidrato de carbono complejos fluyen en toda la planta para la alimentación. Algunos son devueltos a las raíces donde los microorganismos son alimentados produciendo los ácidos fúlvicos como un complejo con minerales y sustancias nutritivas, para comenzar nuevamente el ciclo.

En las plantas, el ácido fúlvico estimula el metabolismo, proporciona la respiración, aumenta las proteínas y la actividad de múltiples enzimas, mejora la permeabilidad de las membranas de las células, su división y elongación, ayuda a la síntesis de clorofila, la tolerancia a las sequías, protege el Ph del suelo y el ataque de microbio, contribuye al balance electroquímico como un donante o un aceptador, descompone la silicona para liberar sustancias nutritivas esenciales, desintoxica contaminadores como pesticidas y herbicidas.

Cuando los minerales entran en contacto con el ácido fúlvico, en un medio de agua, son disueltos naturalmente en forma iónica y, literalmente, se hacen parte de él.

Una vez que los minerales se hallan en el complejo del ácido fúlvico, se hacen bioactivos, biodisponibles y orgánicos. Por tal razón, cuando los minerales elementales son transformados en un estado orgánico por un proceso natural químico que implica ácido fúlvico y la fotosíntesis, ellos son seguros para ser usados tanto en los seres humanos como los animales.

¿Dónde se extrae el ácido fúlvico?

Este elemento orgánico se encuentra y se extrae, preferentemente, en los Himalayas pero recientemente se ha descubierto en la región norte de Chile.

Aplicaciones en la medicina moderna. En los países desarrollados se elaboró un producto con los beneficios ya descritos conocido como Shilajit, que significa «el conquistador de montañas» y cuyo principio activo es el ácido fúlvico.

Científicamente se ha demostrado que entre sus múltiples beneficios ayuda al crecimiento y regeneración de los tejidos en el cuerpo humano, disminuye la tensión, el stress, la debilidad general y la fatiga, actuando como un antioxidante. Su uso como medicamento ayuda a retardar el envejecimiento celular.

Otro aspecto importante del uso del ácido fúlvico radica en un mejoramiento general de la salud mediante el combate de variadas enfermedades que se asocian a la deficiencia mineral en el organismo. Precisamente, los ácidos orgánicos fúlvicos son creados por microorganismos en el suelo con el objeto de transportar minerales y sustancias nutritivas del suelo a la planta, lo que ayudaría a realizar la misma función en el cuerpo humano.

En la medicina ancestral se le consideró una panacea, utilizándose para aumentar la energía sexual y espiritual, la misma fuerza que es marchitada por la tensión y la ansiedad. Se usa por el sistema indígena de medicina en India para combatir diversas enfermedades, tales como: afecciones renales y de vejiga, anemia, asma, bronquitis crónica, debilidad nerviosa, diabetes, dispepsia fermentativa, hígado ampliado y bazo, histerismo, neurastenia sexual, trastornos digestivos, etc.

 

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar