Recortes en Cataluña: agua, transporte y copago de medicamentos

 

El Gobierno catalán hace pública su voluntad de incrementar el recibo del agua, el transporte público, la gasolina, las tasas universatarios e incluso de poner en marcha un mecanismo de «copago» en la sanidad pública para impedir el excesivo consumo de medicamentos.

Así lo ha anunciado el presidente de la Generalitat, Artur Mas, en la rueda de prensa posterior al primer Consejo Ejecutivo tras las elecciones generales, donde ha dado instrucciones a los consejeros sobre las líneas generales que deben guiar los presupuestos del Gobierno catalán para el próximo año.

Con este incremento en las tasas, sumado a la reducción del sueldo de los funcionarios, la venta de patrimonio y privatizaciones, se quiere evitar que haya nuevos recortes en sanidad, educación y servicios públicos.

Agua

En el caso del agua, Mas es partidario de subir el recibo que pagan los consumidores, ante la mala situación financiera que atraviesa la Agencia Catalana del Agua (ACA), que acumula una deuda que superior los 1.300 millones de euros.

Con el incremento del canon del agua, el Gobierno catalán quiere garantizar un buen servicio, ya que «los agujeros eran tan granes que obligan a la responsabilidad para no entrar en bancarrota».

El canon del agua entró en vigor hace algo más de una década, y se destina a inversión en sistemas de saneamiento, depuradoras y otros mecanismos de reutilización y recuperación de acuíferos contaminados, en una tasa que pagan tanto los usuarios domésticos como los industriales.

Transporte

Al igual que la ACA, también está en una «situación delicada» la Autoritat del Transport Metropolità (ATM) –consorcio donde participan Estado, Generalitat y Ayuntamientos y que se encarga de gestionar el transporte público en Barcelona y su conurbación–.

El Gobierno autonómico también estudia un incremento de la gasolina, aprovechando que tiene competencias autonómicas para hacerlo.

Mas ha asegurado literalmente que quiere incrementar «muy poquito» el carburante, y que el Gobierno catalán está estudiando que la subida tenga menor afectación en colectivos como transportistas, pescadores y agricultores.

También subirán las tasas que pagan los universitarios cuando se matriculan, aunque Mas ha recalcado que el Gobierno catalán quiere compensar este incremento con más becas, con un «potente programa».

Es necesarios estar conectado para escribir un comentario Conectar